La educación, en la mira

Los ataques a escuelas, estudiantes y educadores son ataques contra el futuro de los niños y su derecho a la educación

Una niña en Sudán del Sur
UNICEF/UN0311775/Kokic

El problema

En todo el mundo, los ataques a los niños siguen sin disminuir y las partes beligerantes siguen desobedeciendo una de las normas de la guerra más básicas: la protección de los niños. La naturaleza prolongada de los conflictos en la actualidad está perjudicando el futuro de generaciones enteras de niños. Si no cuentan con acceso a una educación, toda la generación de niños que viven en conflictos crecerá sin las destrezas necesarias para contribuir a sus países y economías, empeorando una situación que ya es desesperada para millones de niños y familias.

Entre 2014 y 2018, se reportaron casos de ataques a la educación en 87 países.

Coalición global para proteger la educación del ataque

La solución

No se puede garantizar el derecho de un niño a la educación en zonas de conflicto si no se protege la propia educación. La educación puede salvar vidas. Cuando no van a la escuela, los niños se convierten en objetivo fácil de abusos, explotación y reclutamiento en fuerzas y grupos armados. La escuela es un lugar seguro en el que los niños pueden estar protegidas contra amenazas y crisis. Además, representa un paso fundamental para romper el ciclo de la crisis y reduce las probabilidades de que se desaten conflictos en el futuro.

¿Qué es la Declaración sobre Escuelas Seguras?

La Declaración sobre Escuelas Seguras se sometió a la aprobación de los estados en Oslo, Noruega, en mayo de 2015. Se trata de un compromiso político para mejorar la protección de estudiantes, profesores, escuelas y universidades durante conflictos armados; para ayudar a que no se interrumpa la educación durante los conflictos y para poner en marcha medidas para impedir el uso militar de las escuelas.

Los países que han firmado la Declaración se comprometen a tomar ciertas medidas: proporcionar asistencia a víctimas de ataques, investigar alegaciones de violaciones de la legislación nacional e internacional y procesar a los perpetradores cuando se considere necesario, así como buscar y promover acciones para que la educación prosiga de forma segura durante conflictos armados.

¿Ha respaldado tu país o estado la Declaración sobre Escuelas Seguras?

Los países/estados que han respaldado la Declaración sobre Escuelas Seguras están representados en el mapa en azul.

Fuente: GCPEA. Información vigente a partir del 2 de mayo de 2019.

Este mapa no refleja una posición de UNICEF sobre el estado legal de ningún país o territorio, ni la delimitación de ninguna frontera.

¿Cuál es el papel de UNICEF?

UNICEF trabaja con los estados que han firmado la Declaración y con otros grupos armados para proteger a la educación de los ataques. UNICEF se encuentra en primera línea en los países afectados por conflictos ayudando a desarrollar planes para la seguridad de las escuelas y para lograr que los niños vuelvan a estudiar ofreciéndoles apoyo psicosocial y oportunidades de aprendizaje informal, capacitando a profesores, rehabilitando escuelas y distribuyendo materiales de enseñanza y aprendizaje.

Además, UNICEF trabaja con distintos aliados para ayudar a los niños a seguir estudiando a pesar del conflicto y la inseguridad. Por ejemplo, una alianza con gobiernos de África Central y Occidental está contribuyendo a expandir un programa de educación por radio que proporciona una plataforma de aprendizaje alternativa para niños y jóvenes afectados por crisis.