Los chicos nuevos del barrio

Evidencias de la situación de las niñas, niños y adolescentes venezolanos en el Perú

Dos adolescentes saludándose
UNICEF Perú/Vilca J.

Puntos destacados

Frente a las dificultades económicas, la escasez de alimentos y el limitado acceso a servicios esenciales, casi 5 millones de venezolanos han salido de su país, en los últimos años. Hay más de 860,000 venezolanos en el Perú, el segundo país receptor después de Colombia. La mayoría ha ingresado al país por Tumbes, a través de la frontera con Ecuador, y se ha asentado en Lima.

Para cualquier persona, la decisión de dejar su país y desarraigarse nunca es fácil, menos cuando se ven forzados por las circunstancias adversas a hacerlo. Las y los venezolanos llegan al Perú después de atravesar Colombia y Ecuador, con familias fragmentadas y pocos recursos económicos. En el camino encuentran potenciales peligros, privaciones y discriminación, pero también oportunidades y solidaridad. Independientemente del motivo por el que abandonen su hogar, el lugar del que procedan, dónde se encuentren o cómo hayan llegado, las niñas, niños y adolescentes migrantes y refugiados, ante todo son niños, y tienen derecho a protección, cuidados y oportunidades para su pleno desarrollo.

El Estado peruano ha hecho importantes esfuerzos para recibir a las niñas, niños y adolescentes venezolanos y garantizar sus derechos. Entre estos, está la creación del Permiso Temporal de Permanencia (PTP)5 que ha concedido a 435,871 venezolanos6 para regularizar temporalmente su situación migratoria, acceder a
servicios, así como trabajar y tributar en el Perú. También, se destaca la recepción de las y los migrantes en el Centro Binacional de Atención Fronteriza en Tumbes (CEBAF Tumbes) –donde se prestan servicios de control migratorio, además de orientación, servicios de salud y protección especial para niñas, niños y
adolescentes– y las acciones realizadas a nivel nacional para facilitar el acceso a la escuela.

Sin embargo, aún existen barreras para que las niñas, niños y adolescentes venezolanos, los nuevos chicos del barrio en el Perú, accedan al pleno ejercicio de sus derechos. No todas las actuales normativas del Estado consideran el contexto de migración. Hay una capacidad limitada del sector público para atender la demanda de servicios ya existente y la nueva demanda generada. Además, el país tiene el reto de prevenir y abordar la discriminación contra la población migrante y promover su inclusión.

Los chicos nuevos del barrio
Autor
UNICEF Perú
Fecha de publicación
Idiomas
Español, Inglés