“No sabíamos cómo proseguir con el registro del niño”

Migrar sin nombre, sin identidad ni nacionalidad: en riesgo de apatridia

Unicef
Misión apátrida
UNICEF Panamá
16 Diciembre 2022

Brenyerson tiene 2 años y no quiere despegarse de la cámara de video con la que el equipo de UNICEF entrevista a su mamá. Está fascinado con el aparato. Su hermana Britany, de 3 años, se pone unos lentes oscuros y modela frente al lente. Quizá cuando sean grandes ambos se conviertan en estrellas de cine y vean sus nombres en las pantallas de un teatro. Pero por ahora Brenyerson, nacido en Ecuador, no tiene nombre, por lo menos no oficialmente.

Su mamá, Briannis, no pudo inscribirlo en el Registro Civil y el niño quedó sin su certificado de nacimiento. Ella tampoco tenía su cédula ni pasaporte originales como se le exigía. Y cuando fue al consulado de Venezuela en Quito para pedir la constancia de identidad, no se la dieron porque ese consulado, aparentemente, tiene un calendario de trámites “y cuando yo fui no era el día en que entregaban el papel que yo necesitaba”.

Ni ella ni su marido sabían cómo proseguir con ese trámite y tampoco tenían clara la importancia del registro del niño. Como en ningún lado le pedían un documento del bebé y siempre le aceptaban su CNV, no le tomó peso al asunto. “Y luego ya veníamos en camino hacia el norte y no quisimos esperar”, reconoce. Su meta ahora es llegar a Canadá y conseguir trabajo “para poder operar a mi niña que está en Venezuela y que a ella y a mi otro hijo que están allá no les falte nada”.

Misión apátrida
UNICEF Panamá
Misión apátrida
UNICEF Panamá