Consejos para el embarazo durante la pandemia de COVID-19

Cómo protegerte y proteger a tu bebé

UNICEF
A new mother resting after giving birth.
UNICEF/UNI341033/Panjwani
16 Diciembre 2021

El embarazo es un momento especial, lleno de ilusión y esperanza. Sin embargo, para muchas personas, la pandemia de COVID-19 ha ensombrecido este momento debido al miedo, la ansiedad y la incertidumbre.

A continuación te ofrecemos la información más reciente sobre el embarazo, la COVID-19 y las vacunas, así como consejos de expertos sobre cómo llevar un embarazo seguro durante la pandemia.

Actualizaremos este artículo a medida que se disponga de nueva información.

Enlaces rápidos:

Comprender los riesgos
¿Cómo me puedo proteger?
¿Cómo vacunarse contra la COVID-19 durante el embarazo?
¿Cómo vacunarse contra la COVID-19 durante la lactancia?
Las vacunas contra la COVID y la fertilidad
Si tengo la COVID-19, ¿puedo contagiar a mi bebé?
¿Es seguro seguir haciéndose exámenes antes del parto?
Dar a luz en el hospital
¿Podrá mi pareja o un miembro de mi familia estar cerca cuando dé a luz?
¿Cómo abordar la ansiedad?
¿Qué preguntas debo hacer a mi proveedor de atención médica?
¿Qué debo esperar si tengo COVID-19?
Tengo COVID-19. ¿Puedo amamantar a mi bebe sin riesgos?
¿Cómo puedo proteger a mi recién nacido contra la COVID-19?

Estoy embarazada. ¿Corro un mayor peligro de contraer la COVID-19?

Las mujeres embarazadas no parecen tener mayor propensión a contraer la COVID-19 que el resto de la población. Sin embargo, si estás embarazada y contraes la COVID-19, podrías correr el riesgo de que la enfermedad sea más grave o de dar a luz prematuramente.

Por eso, es importante que tú, y las personas que te rodean, tomen precauciones para protegerse de la COVID-19. Debes buscar atención médica pronto si sufres síntomas como fiebre, tos o dificultades para respirar.

¿Qué debería hacer para protegerme contra la COVID-19 mientras estoy embarazada?

Las mujeres embarazadas deben tomar las mismas precauciones para evitar la infección por COVID-19 que las demás personas. Para protegerte y proteger a las personas que te rodean:

  • Consulta a tu proveedor de atención médica sobre a posibilidad de vacunarte.
  • Utiliza una mascarilla cuando no sea posible distanciarse físicamente de los demás.
  • Mantén una adecuada distancia física de los demás y evita los espacios mal ventilados o llenos de gente.
  • Abre las ventanas para mejorar la ventilación en los espacios interiores.
  • Lávate las manos habitualmente con agua y jabón o con un desinfectante de manos a base de alcohol.

Si tienes fiebre, tos o dificultades para respirar, busca pronto atención médica.

¿Puedo vacunarme contra la COVID-19 si estoy embarazada?

Sí, puedes vacunarte si estás embarazada. Aunque el riesgo de contraer una enfermedad grave por COVID-19 en general sigue siendo bajo, las mujeres embarazadas corren un mayor riesgo de contraer una enfermedad grave en comparación con las mujeres que no lo están.

Aunque hay menos datos disponibles sobre la vacunación de las mujeres embarazadas, cada vez hay un mayor número de pruebas sobre la seguridad de las vacunas contra la COVID-19 durante el embarazo, y hasta la fecha no se han descubierto problemas que afecten la seguridad. Para obtener más información sobre la vacunación contra la COVID-19 durante el embarazo, consulta con tu proveedor de atención médica.

¿Debería recibir la vacuna COVID-19 si estoy amamantando?

Sí, si estás lactando deberías ponerte la vacuna en cuanto esté disponible para ti. Es muy segura y no existe ningún riesgo para la madre o el bebé. Ninguna de las vacunas actuales contra la COVID-19 contiene virus vivos, por lo que no hay riesgo de que transmitas la COVID-19 a tu bebé a través de la leche materna a causa de la vacuna. De hecho, los anticuerpos que tienes después de la vacunación pueden transmitirse a través de la leche materna y ayudar a proteger a tu bebé.

>Leer: Lactancia materna segura durante la pandemia de COVID-19

Tengo previsto tener un hijo. ¿Pueden las vacunas contra la COVID-19 afectar la fertilidad?

No, puede que hayas visto afirmaciones falsas en redes sociales, pero no hay pruebas de que ninguna vacuna, incluidas las vacunas contra la COVID-19, pueda afectar a la fertilidad de las mujeres o los hombres. Debes vacunarte si estás intentando quedarte embarazada.

Si tengo la COVID-19, ¿puedo contagiar a mi bebé?

Todavía no sabemos si el virus puede transmitirse de la madre al feto o al recién nacido. Hasta la fecha, en el líquido del útero o en la leche materna no se han encontrado muestras de COVID-19 activa (el virus que causa la infección).

Lo mejor que puedes hacer es tomar todas las precauciones necesarias para evitar contraer la COVID-19. Si estás embarazada o acabas de dar a luz y te sientes mal, debes buscar atención médica rápidamente y seguir las instrucciones de tu proveedor de atención médica.

¿Es seguro seguir haciéndose exámenes antes del parto?

Muchas futuras madres tienen miedo de acudir a las citas médicas mientras toman precauciones como quedarse en casa y practicar el distanciamiento físico cuando están en el exterior. Infórmate de las opciones que te ofrece tu proveedor de atención médica.

Tras el nacimiento de tu hijo, también es importante seguir recibiendo apoyo y orientación profesional, lo que incluye la administración de la vacunación sistemática. Habla con tu proveedor de asistencia médica sobre la forma más segura de acudir a estas citas, para ti y para tu bebé.

Tenía pensado dar a luz en un hospital o clínica. ¿Sigue siendo una buena idea?

El riesgo depende del lugar donde vivas. Para elegir la opción más segura es importante que hables con el profesional sanitario que te acompaña durante el embarazo y el parto. Esta persona podrá aconsejarte sobre los riesgos y la opción más segura en función de tu situación personal y del sistema de salud local.

¿Podrá mi pareja o un miembro de mi familia estar cerca cuando dé a luz?

Aunque las políticas varían según el país, deberías tener a alguien cerca para que te apoye, siempre y cuando se tomen las precauciones adecuadas, como llevar una mascarilla en la sala de partos y lavarse las manos.

Como nos dijo Franka Cadée, Presidenta de la Confederación Internacional de Matronas: “Entiendo que se quiera reducir el número de personas que acompañan a las mujeres en el parto para tratar de minimizar el contacto; es muy, muy lógico, pero intentemos que cada mujer pueda tener a alguien, al menos una persona, que la acompañe mientras da a luz: su pareja, su hermana, su madre [o la persona más cercana que ella elija]. Y, por favor, dejen que los bebés se queden con sus madres”.

Estoy increíblemente nerviosa por el parto. ¿Qué puedo hacer para afrontarlo?

La pandemia de COVID-19 ha traído consigo una época de tensión e incertidumbre para todo el mundo, y especialmente para las mujeres que están a punto de dar a luz. Disponer de un plan para el parto puede ayudar a aliviar los sentimientos de ansiedad y darte una mayor sensación de control, pero también conviene reconocer que hay algunos aspectos que pueden tener que cambiar dependiendo de la situación en la que vivas. Tu plan debe incluir una lista de las personas a quién debes llamar cuando comience el parto y quién te va a prestar apoyo. Averigua si hay restricciones en el hospital para los acompañantes o familiares.

Realiza algunas cosas sencillas en casa para relajarte, como por ejemplo ejercicios de estiramiento y de respiración, y llama a tu matrona cuando lo consideres necesario. Mantente en contacto con tu familia y amigos, come bien, duerme bien y céntrate en ocuparte de ti misma. Es un momento difícil, pero intenta disfrutar del embarazo todo lo que puedas.

¿Qué preguntas debería hacerle a mi profesional sanitario?

Es importante entablar una relación de confianza con tu profesional médico. “Yo les haría todas las preguntas que tengan que ver contigo y con tu salud con total libertad”, dice Franka Cadée, Presidenta de la Confederación Internacional de Matronas. “Si tienes una relación abierta con tu profesional sanitario (ya sea tu matrona o tu obstetra), entre ambos pueden abordar estos temas y ellos te responderán abiertamente. Es tu derecho obtener esa información, ya que se trata de tu cuerpo y de tu bebé”.

Cadée recomienda establecer un sistema para saber cómo y cuándo puedes comunicarte con tu proveedor de servicios médicos. Por ejemplo, organiza una dinámica en torno a las citas, y averigua cómo puedes ponerte en contacto para recibir atención urgente. También puede ser útil hablar con los proveedores de atención médica por adelantado sobre la obtención de una copia de tu historial médico, incluido el registro de la atención prenatal, en caso de cualquier interrupción o cambio en los servicios.

En lo que respecta a tu plan para dar a luz, es importante que hagas todas las preguntas que necesites. Cadée sugiere lo siguiente:

●            ¿Estoy en peligro de contraer COVID-19 en este lugar? ¿Ha habido alguien aquí que tuviera el virus de la COVID-19?

●            ¿Cómo separan a las personas que padecen el virus de la COVID-19 de las que no lo tienen?

●            ¿Hay suficientes equipos de protección para los profesionales sanitarios?

●           ¿Puede acompañarme alguien? En caso negativo, ¿por qué no?

●           ¿Puede quedarse conmigo mi bebé? En caso negativo, ¿por qué no?

●           ¿Puedo amamantar a mi bebé? En caso negativo, ¿por qué no?

Tengo COVID-19. ¿Qué debo esperar que ocurra durante el embarazo o el parto?

Si tienes COVID-19 o sospechas que puedes tenerla, es importante que recibas atención médica pronto y que sigas las instrucciones de tu proveedor de atención médica.

Recuerda que tú y tu hijo tienen derecho a una atención de alta calidad durante todo el embarazo y después del parto.

Debes recibir apoyo para:

  • Amamantar de forma segura (ver consejos de lactancia durante COVID-19)
  • Sostener a tu recién nacido piel con piel
  • Compartir la habitación con tu bebé

El contacto estrecho y la lactancia materna temprana y exclusiva ayudan a que el bebé se desarrolle, y también es bueno para la salud de la madre.

Cuando estés cerca de tu bebé, debes tomar precauciones como llevar una mascarilla médica si está disponible, lavarte las manos antes y después del contacto, y limpiar/desinfectar las superficies.

Tengo la COVID-19. ¿Puedo amamantar a mi bebe sin riesgos?

Sí. Hasta la fecha no se ha detectado la transmisión del COVID-19 activo (virus que puede causar la infección) a través de la leche materna y la lactancia, por lo que no hay razón para interrumpir o evitar la lactancia.

Si tienes el virus de la COVID-19 o sospechas que puedes tenerlo, es importante que busques atención médica pronto y sigas las instrucciones de tu proveedor de atención médica. Las madres que estén lo suficientemente bien como para amamantar deben tomar precauciones, incluyendo el uso de una mascarilla médica si está disponible, lavarse las manos antes y después del contacto, y limpiar/desinfectar las superficies. Si estás demasiado enferma para amamantar, extráete la leche y dásela a tu hijo en un vaso y/o cuchara limpios, siguiendo las mismas precauciones.

Una vez que haya dado a luz, ¿qué puedo hacer para proteger a mi recién nacido del virus de la COVID-19?

El nivel de riesgo depende de tu lugar de residencia. Como punto de partida, consulta las orientaciones pertinentes de las autoridades locales. Deberías tomar más precauciones en las zonas donde hay mayores tasas de transmisión de la COVID-19 y menores niveles de vacunación.

Si en el lugar donde vives el riesgo es mayor, considera la posibilidad de ver solamente a tu familia y no recibir visitas en este momento.

Aunque es un momento difícil, trata de considerar el lado positivo que supone aprovechar esta ocasión para estrechar los lazos familiares. Sin la afluencia de visitas, puedes centrarte mejor en pasar tiempo con tu nuevo bebé. “A veces puede resultar muy complicado para las madres y padres jóvenes recibir tantas visitas”, dice Franka Cadée, Presidenta de la Confederación Internacional de Matronas. “Disfruta de la tranquilidad de tu familia [inmediata] durante este tiempo. Es muy especial poder establecer un vínculo con tu bebé a solas, descubrir a ese nuevo ser humano y disfrutarlo”.

< Regresar al centro de información de la COVID-19 de UNICEF


Entrevista con Franka Cadée, presidenta de la Confederación Internacional de Matronas, realizada por Mandy Rich, redactora de contenidos digitales de UNICEF.

Este artículo se actualizó por última vez el 16 de diciembre de 2021.