Por qué el etiquetado nutricional frontal es relevante para los niños

En Uruguay, el sobrepeso en niños y niñas en edad escolar pasó del 25 % en 2004, al 43 % en 2018. Esta es una de las políticas recomendadas por la OMS para atacar el sobrepeso en la población.

UNICEF Uruguay
Mesa vista de arriba, con niña untando manteca en un pan. También se ve un vaso y un frasco con mermelada.
UNICEF/Uruguay/2019/Pazos
03 Julio 2020

En los últimos 15 años la población uruguaya ha sustituido progresivamente el consumo de comidas tradicionales por productos procesados con exceso de azúcares, grasas totales, grasas saturadas y sodio. Esta situación es particularmente preocupante en la infancia. Los estudios más recientes realizados en el país muestran un bajo consumo de frutas, vegetales y legumbres, y un elevado consumo de alimentos con exceso de azúcares, grasas saturadas y sodio. Más de la mitad de los niños consume alfajores, galletitas rellenas o bizcochos en el desayuno y un tercio consume golosinas tres o más veces a la semana. Además, el 90 % de los escolares consumen sodio en exceso a través de los snacks, nuggets, hamburguesas, panchos.
 
La alimentación no saludable constituye el principal factor de riesgo de las Enfermedades No Transmisibles. Cuatro de cada diez niños presenta sobrepeso, y dos de cada diez tienen obesidad. Con frecuencia estos niños sufren de hipertensión y están expuestos a sufrir enfermedades como las cardiovasculares, la diabetes y algunos tipos de cáncer a edades tempranas. Además, tienen alta probabilidad de continuar siendo obesos al llegar a la edad adulta. Las consecuencias no están únicamente vinculadas a la salud. El sobrepeso y la obesidad en niños y adolescentes tienen un efecto negativo en su proceso de aprendizaje y pueden contribuir al desarrollo de dificultades conductuales y emocionales, como la depresión y sentimientos de estigmatización.

 

El etiquetado me ayuda

Existe consenso político internacional sobre la necesidad de implementar medidas poblacionales costo-efectivas que reduzcan el impacto de la alimentación no saludable. El rotulado nutricional frontal es una de las políticas recomendadas por la Oficina Panamericana de la Salud (PS/OMS), UNICEF y FAO para la prevención del sobrepeso y obesidad en niños y adolescentes.

Sellos octogonales que identifican a alimentos con exceso de grasas, grasas saturadas, sodio y azúcares
MSP

Estudios realizados en el mes de marzo de 2020 por Unicef y la UDELAR, permitieron comprobar que las personas dedican solo algunos segundos para discernir y elegir los alimentos, por lo que contar con información clara y fácil de comprender es clave.