Historias de vida

Vidas reales

 

Agua para beber, agua para vivir

 

Janet Reátegui acaba de empezar su segundo periodo como alcaldesa de Indiana (Maynas, Loreto). Pero, por más de 20 años, fue una maestra muy dedicada. En este distrito amazónico con 62 comunidades, 46 de ellas afectadas durante las temporadas de inundaciones, todos la conocen como la “Profesora”.

Encontramos a la “Profesora” en la comunidad de Jorge Chávez rodeada de niños y niñas. Ellos siguen atentos y con mucha sorpresa cómo les enseña a lavarse las manos, luego de usar las letrinas que han sido instaladas a unos metros de su escuela.

El chorro de agua que cae del grifo es algo cotidiano para cualquiera que venga de una ciudad. Pero en esta comunidad, a orillas del Amazonas y a dos horas de Iquitos, el tener agua que pueda beberse o usarse para la preparación de alimentos sin riesgo de enfermarse no es algo común.

Sin embargo, Janet sabe bien que esto no es suficiente. Para mantener a los niños sanos, la comunidad debe comprender la importancia de tener buenos hábitos de higiene.

“Estos niños deben crecer en un distrito saludable. Cuando el río crece los que más sufren son ellos. Por eso debemos protegerlos, su salud es parte primordial de su desarrollo”, remarca Janet. Y, tras una pausa, agrega: “Para que esto sea posible, la participación de la comunidad es vital”.

Por ello, no es raro ver en Indiana a los padres cortar y traer la madera que servirá para construir las letrinas ecológicas. O a familias completas repitiendo los pasos necesarios para purificar el agua de río. Así tendrán, por fin, agua bebible y apta para la preparación de sus alimentos. Estas tareas, pero sobre todo, el lavarse las manos y tener buenos hábitos de higiene, han levantado un escudo contra las enfermedades. Un escudo que construye toda la comunidad junto a la municipalidad de Indiana, con el apoyo de UNICEF y la Fundación Aquae.

Terminada la lección, hay sonrisas en los rostros de los niños. La “Profesora” no ha olvidado su secreto como maestra. La paciencia y el cariño son las mejores herramientas para que esos ojos curiosos aprendan bien y estén mejor preparados para vivir en medio de la selva.

 

 
unite for children