UNICEF y ACNUR: las mujeres en muchos países sufren discriminación cuando registran los nacimientos de sus bebés

08 Julio 2021

GINEBRA/NUEVA YORK, 7 de julio de 2021– Un informe conjunto publicado hoy por ACNUR y UNICEF, revela que en muchos países las mujeres pueden sufrir una discriminación que obstaculiza o dificulta su capacidad para registrar nacimientos, exponiendo a sus bebés al riesgo de convertirse en apátridas.

El informe Discriminación sexual en el registro de nacimientos (PDF, en inglés) encontró que estas barreras pueden existir en la legislación o en normas culturales sobre las prácticas de registro de nacimientos.

En algunos países, son los padres u otro miembro masculino de la familia a quienes se les asigna la responsabilidad legal de registrar el nacimiento de un niño y las madres solo pueden hacerlo en circunstancias excepcionales. Si el padre no registra el nacimiento, el niño puede dejar de ser registrado.

En algunos entornos, los médicos, las parteras o los jefes tribales que asisten al nacimiento de un bebé tienen prioridad sobre la madre en la lista de miembros de la comunidad con derecho a registrar el nacimiento.

Además, hay países en los que el derecho legal de una madre a registrar el nacimiento de su hijo depende de su capacidad para demostrar que el bebé nació dentro del matrimonio, por lo que suele exigirse un certificado de matrimonio.

“Para prevenir la apatridia infantil es fundamental la capacidad de ambos padres para registrar los nacimientos de sus hijos. Evitar que las mujeres tengan los mismos derechos para hacerlo supone el riesgo de privar a un niño de una forma crucial de identidad legal y prueba de derecho a una nacionalidad”, ha valorado la directora de Protección Internacional de ACNUR, Grainne O’Hara.

Hoy en día, uno de cada cuatro niños y niñas menores de 5 años no es registrado al nacer, según datos de UNICEF. E incluso cuando lo son, es posible que no tengan prueba de registro. Se estima que 237 millones de niños y niñas menores de cinco años en todo el mundo carecen actualmente de un certificado de nacimiento.

Un certificado de nacimiento sirve como prueba de la idoneidad de un niño para obtener la nacionalidad, al demostrar el país en el que nació y al documentar la identidad de sus padres.

“Es fundamental que todos los niños y niñas sean registrados al nacer para garantizar su salud y bienestar”, ha dicho el director asociado de Protección Infantil de UNICEF, Cornelius Williams.  “Sin un certificado de nacimiento, un niño corre un mayor riesgo de apatridia y exclusión de los servicios esenciales, incluida la atención médica y la educación. Nuestro análisis muestra claramente que los gobiernos de todo el mundo deben tomar medidas urgentes para que la discriminación no impida que las mujeres registren el nacimiento de sus hijos en igualdad de condiciones que los hombres”, ha añadido.

El análisis conjunto de ACNUR y el UNICEF también mostró que Estados tan diversos como Guinea, Sudán del Sur, Mozambique y Nepal han adoptado medidas para reformar las leyes de registro civil, otorgando los mismos derechos a las mujeres para el registro de nacimientos.

El nuevo informe recomienda medidas que los países pueden adoptar para eliminar la discriminación del proceso de registro de nacimientos, incluidas reformas legales y sensibilización entre las mujeres, las familias y las comunidades para apoyar los derechos de las madres y aumentar la comprensión sobre la importancia del registro de nacimientos. ACNUR y UNICEF lideran conjuntamente la Coalición por el Derecho de Cada Niño/a la Nacionalidad, establecida para abordar la apatridia entre los niños en el marco de la campaña #IBelong para poner fin a la apatridia.

Notas para los editors

La Convención de los Derechos del Niño, el tratado de derechos humanos más ratificado de la historia, incluye el registro de nacimiento entre los derechos fundamentales del niño. De manera similar, la Convención sobre la Eliminación de todas las formas de Discriminación contra la Mujer insta a los Estados a otorgar a las mujeres los mismos derechos que a los hombres con respecto a la concesión de la nacionalidad a sus hijos. Sin embargo, la apatridia infantil sigue siendo un problema global, que puede dar lugar a sucesivas generaciones de familias que no son reconocidas como ciudadanas de ningún país.

Contactos de prensa

Marilu Wiegold
Especialista en Comunicación y Alianzas
UNICEF
Teléfono: 613-0706
Teléfono: 997-573-218
Correo electrónico: mwiegold@unicef.org
Sandra Esquén
Oficial de Comunicación
UNICEF
Teléfono: 993238427
Correo electrónico: sesquen@unicef.org

Acerca de UNICEF

UNICEF promueve los derechos las niñas, los niños y adolescentes, y la creación de oportunidades equitativas para que cada uno de ellos, sin distinción de género, etnia, lugar de residencia, condición de vida o de cualquier otra índole, pueda desarrollar plenamente su potencial.

Para saber más sobre la misión de UNICEF en Perú, visita www.unicef.org/peru.

Sigue las noticias de UNICEF en InstagramTwitter, LinkedInFacebook, Tik Tok y YouTube