Rwanda

Las ecoletrinas mejoran la calidad de vida en las comunidades afectadas por seísmos en Rwanda

Imagen del UNICEF
© UNICEF Rwanda/2010/Williams
Marinatha, de 13 años de edad, y sus amigos en el exterior de su antigua letrina en Gihundwe, al sudoeste de Rwanda. Más de 100 hogares en el pueblo se han beneficiado de estas nuevas ecoletrinas.

GIHUNDWE, Rwanda, 15 de marzo de 2011. Una minirrevolución ha tenido lugar para los miembros vulnerables de una pequeña comunidad que vive cerca del lago Kivu en el distrito de Rusizi al sudoeste de Rwanda, una zona golpeada por una serie de terremotos en 2008.

Gracias a una iniciativa conjunta del Gobierno de Japón, UNICEF y la organización no gubernamental Caritas Cyangugu, la calidad de vida y la salud de más de 100 familias en el pueblo de Gihundwe han mejorado rápidamente por la instalación de letrinas ecosanitarias.

Más accesibilidad

Marinatha tiene 13 años y está agradecida por las nuevas letrinas, que son más sanitarias y convierten los residuos humanos para ser utilizados como fertilizantes. Ahora tiene una a sólo unos metros de su casa hecha de barro y madera. Su vieja letrina estaba más alejada de su casa, era antihigiénica y difícil de limpiar.

La diferencia ha sido inmediata. “Esoy muy feliz con la nueva letrina pues tendré intimidad”, comenta Marinatha. “Incluso cuando llueve todavía puedo ir a la letrina y está cerca de mi casa”.

Imagen del UNICEF
© UNICEF Rwanda/2010/Williams
Marinatha está contenta con su nueva letrina, situada tan sólo unos metros de su hogar en Gihundwe, pueblo afectado por seísmos, al sudoeste de Rwanda.

Rwanda ha hecho un progreso enorme para mejorar la supervivencia, el crecimiento y desarrollo infantiles en las zonas afectadas por terremotos, pero estas tendencias positivas se han visto obstaculizadas por la destrucción de las infraestructuras de salud, educación, agua y saneamiento.

En enero de 2009, el Gobierno, Japón y UNICEF firmaron un acuerdo de 7,5 millones de dólares estadounidenses para reconstruir la provincia occidental afectada por terremoto de Rwanda, lo que incluyó la instalación de letrinas ecosanitarias.

Llegar hasta las personas vulnerables

En colaboración con las autoridades locales se prestó gran atención para llegar hasta las familias más vulnerables en Gihundwe. Se compraron todos los materiales en la localidad excepto los bloques de construcción ecológicos, obtenidos en la capital de Rwanda, Kigali.

Se alentó asimismo a los adultos de la comunidad a transportar materiales locales al pueblo, asegurando la propiedad y la sostenibilidad del proyecto.

Imagen del UNICEF
© UNICEF Rwanda/2010/Williams
Se espera que las nuevas letrinas, como ésta que está siendo finalizada aquí en Gihundwe, serán las primeras de muchas en la región occidental de Rwanda, afectada por terremotos.

Vincent de Paul pertenece a Caritas Cyangugu y explica que las condiciones sanitarias de las letrinas de la zona son muy precarias y con implicaciones extremas para la salud de la población. El proyecto ecosanitario tiene por obejtivo cambiar esto.

“Se espera que los vecinos de la comunidad se sientan inspirados para instalar letrinas ecosanitarias similares”, comenta. “Puesto que la mayor parte de las comunidades sobreviven gracias a la agricultura, a aquellos que han recibido una letrina nueva también les entusiasma poder usar el abono como fertilizante para sus tierras”.

Se estima que se producirán un 18% menos de muertes infantiles si los niños mejoran sus prácticas de higiene, especialmente el lavado de mano con más frecuencia. Como parte del proyecto se brindó formación sobre prevención de enfermedades a las personas del pueblo.

La prevención de la enfermedad

Se ha animado a las familias a construir puntos de lavado con agua cerca de sus letrinas, con un lugar para el jabón, de modo que el lavado de manos se convierta en un hábito.

Marinatha ha estado prestando mucha atención para hacerse cargo de su nueva letrina y de su propia salud.

“Aunque sea diferente y más moderna que nuestra antigua letrina, me han enseñado cómo usarla y mantenerla limpia”, dice. “También he aprendido sobre higiene y saneamiento. Esto me ayudará a mí y a mis amigos para evirtar padecer enfermedades originadas por el agua en malas condiciones".

Mientras que el 46% de la población de Rwanda no usa instalaciones de saneamiento mejoradas, se espera que este proyecto de letrinas ecosanitarias en el apartado suroeste del país sea sólo el principio.

“Mientras todavía estmos en proceso de instalación de un número justo por debajo de 400 letrinas en esta zona, ha sido un proyecto muy acertado y todavía hay una demanda enorme de más letrinas ecosanitarias”, expone de Paul.


 

 

Búsqueda