Página principal | English | Français

Publication in English | Publication en français

UNICEF El Estado Mundial de la Infancia
2002 Photo © UNICEF

Liderazgo

 

I. El liderazgo de 1990 a 2000

En la Cumbre Mundial en Favor de la Infancia de las Naciones Unidas, celebrada en Nueva York en 1990, los líderes mundiales trazaron un borrador encaminado a mejorar la vida de los niños, las niñas y las mujeres en el plazo de un decenio.

© UNICEF/Harare and Ziana/Zimbabwe

Un niño de Zimbabwe estudia mientras, al fondo, dos niñas trabajan en el campo.

Sus objetivos eran precisos: reducir las tasas de mortalidad infantil, mejorar el cuidado de la salud materna, reducir a la mitad las tasas de malnutrición, garantizar a todos agua potable y acceso al saneamiento, facilitar el acceso educación básica a todos los niños y niñas y mejorar la protección de los niños y niñas.

Después de la Cumbre Mundial, muchos líderes comenzaron a ocuparse con denuedo de estas cuestiones y los resultados fueron espectaculares. La tasa de mortalidad de niños menores de cinco años se redujo en un 14 %. El tétanos neonatal se eliminó en 104 de los 161 países en desarrollo. Se distribuyó vitamina A y sal yodada a casi el 75 % de los niños.

Sin embargo, pese al esperanzador arranque, el decenio estuvo marcado por oportunidades perdidas.

A finales de 2000 seguía sin registrarse los nacimientos de la tercera parte de todos los niños y niñas, lo que supone que no hay registros de su existencia y los expone a la falta de asistencia sanitaria y escolarización. Alrededor de 30 millones de niños recién nacidos siguen sin beneficiarse de inmunizaciones periódicas. En el África subsahariana sólo se inmuniza al 47 % de los niños y niñas contra la difteria, la tos ferina y el tétanos.

La tercera parte de los niños y niñas del mundo padecieron malnutrición durante el decenio de 1990. Las tasas de malnutrición de la infancia sólo han disminuido un 17 % en los países en desarrollo en vez de reducirse a la mitad. La disminución de la tasa de malnutrición en Asia no superó el 7 %. De hecho, en el África subsahariana aumentó el volumen total de niños malnutridos.

Hoy en día 1.100 millones de personas carecen de agua potable y 2.400 millones carecen de saneamiento adecuado.

El objetivo de ofrecer educación básica universal no se ha logrado. Más de 100 millones de niños en edad de acudir a la escuela primaria no están escolarizados y muchos otros reciben una educación de baja calidad. La brecha entre los sexos causa que haya más niñas que niños sin escolarizar.

La tasa de mortalidad materna continúa al nivel de 1990, en vez de haberse reducido a la mitad. No se ha materializado el objetivo de facilitar acceso a cuidados prenatales y a asistencia profesional durante el parto a todas las mujeres embarazadas. Sólo son objeto de asistencia profesional el 29 % de los nacimientos de Asia meridional y el 37 % de los del África subsahariana.

El balance es que, aunque se han logrado algunos éxitos notables desde 1990, se necesita que los gobiernos y los individuos hagan mucho más si se quiere materializar los derechos de todos los niños y las niñas.

###

En el Estado Mundial de la Infancia 1998 figura un análisis más extenso de los efectos de la nutrición en el desarrollo infantil.

Página anterior: Índice

Continuar: La Sesión Especial de las Naciones Unidas en favor de la Infancia

 

 
 

"Resumen..."

 
**
El liderazgo de 1990 a 2000
 
*
La Sesión Especial de las Naciones Unidas en favor de la Infancia
 
*
Movimiento Mundial en favor de la Infancia: "Decir sí por los niños"
 
*
La magia del liderazgo
 
*
El liderazgo en acción
 
*
Retos del liderazgo
 
*
Lo que es bueno para la infancia es bueno para el mundo
 
*
Escuchar: tarea de líderes
 
*
El precio del silencio de los niños
 
*
Todas las naciones cumplen una función