Estado Mundial de la Infancia 2000

Página principal | Actividades del UNICEF | Series | Información y publicaciónes | Donaciones, tarjetas de felicitación y regalos | Para los medios de comunicación | La Juventud Opina | Sobre el UNICEF

En una sola generación

Los principios de la Convención sobre los Derechos del Niņo proporcionan al mundo una visión de lo que puede aportar el siglo XXI: niņos y adolescentes que viven en hogares y comunidades estables donde se los cuida, que cuentan con la orientación y la protección de los adultos, que tienen amplias oportunidades para desarrollar cabalmente todas sus dotes y sus talentos y donde se respetan sus derechos humanos.

Con esta visión orientadora, es mucho lo que puede hacerse para quebrar las pautas, perpetuadas de una generación a otra, de pobreza, guerra, VIH/SIDA y discriminación que están despojando a los niņos de sus derechos y privando a los países del progreso al que aspiran. Siguen realizándose acciones eficaces, dentro de los países y entre ellos: por ejemplo, las acciones mundiales del programa ONUSIDA, para prevenir la transmisión del VIH y, al mismo tiempo, mitigar las consecuencias de esta pandemia apocalíptica. La Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) se ha dedicado particularmente a responder a los derechos y las necesidades de los niņos y adolescentes refugiados, al liderar la respuesta coordinada a las emergencias por parte del ACNUR, el UNICEF y el Programa Mundial de Alimentos. Y en la última mitad de este decenio, el Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial han colaborado, como lo vienen haciendo desde 1994, para contener la crisis financiera asiática, ayudar a la Federación de Rusia en su transición económica y reducir las deudas de la mayoría de los países pobres del mundo.    
Copyright© UNICEF/92-00551/Lemoyne
Una mujer habla con su hijo pequeño mientras esperan su turno en una clínica de salud de un vecindario de Shangai, China.

Al avanzar, el éxito dependerá, como siempre ha dependido, de que se asuman compromisos políticos y se disponga de recursos adicionales en todos los planos. Y el éxito también dependerá de los visionarios líderes mundiales que se reunirán en el aņo 2001, listos para avanzar con decisión y entusiasmo y decididos a lograr mejores vidas para los niņos dentro de la próxima generación.

 
Página anterior |  Contenido |  Continuar

	
Página principal | Actividades del UNICEF | Series | Información y publicaciónes | Donaciones, tarjetas de felicitación y regalos | Para los medios de comunicación | La Juventud Opina | Sobre el UNICEF