Protección infantil contra la violencia, la explotación y el abuso

La trata de niños

Imagen del UNICEF
© UNICEF/NYHQ2009-2579/Shehzad Noorani
Parul oculta su rostro en Proshanti, un refugio gestionado por la Asociación Nacional de Mujeres Abogadas de Bangladesh. Se casó a los 14 años y su marido la abandonó cuando quedó embarazada. Su tía se ofreció a encontrarle un trabajo en Dhaka. En lugar de ello, la tía la llevó a Calcuta, India, donde la vendió a un burdel. Parul se vio obligada a convertirse en una profesional del sexo. Más tarde fue arrestada en una redada de la policía y enviado a un local de refugio para mujeres.

De acuerdo con el Protocolo para Prevenir, Reprimir y Sancionar la Trata de Personas, Especialmente Mujeres y Niños (2000), la trata de niños es la captación, el transporte, el traslado, la acogida o la recepción de niños con fines de explotación. Se trata de una violación de sus derechos y su bienestar, y les deniega la oportunidad de alcanzar todo su potencial.

Aunque investigaciones recientes han proporcionado información sobre la naturaleza de la trata de niños, poco se sabe acerca de su magnitud. La estimación de la Organización Internacional del Trabajo, realizada en 2002, que indica que 1,2 millones de niños son objeto de trata cada año, sigue siendo la cifra de referencia (Todos los niños cuentan, nueva estimación mundial sobre el trabajo infantil).

UNICEF trabaja con sus aliados en el desarrollo, los gobiernos y las organizaciones no gubernamentales en todos los aspectos de la lucha contra la trata –prevención, protección y persecución– y apoya la investigación basada en pruebas para fortalecer las intervenciones.

Para reducir las vulnerabilidades que hacen que los niños sean susceptibles a la trata de personas, UNICEF ayuda a los gobiernos en el fortalecimiento de las leyes, políticas y servicios que incluyen la revisión y la reforma de la legislación, el establecimiento de normas mínimas de trabajo, y el apoyo al acceso a la educación. UNICEF también trabaja con las comunidades para cambiar las normas y prácticas que agravan la vulnerabilidad de los niños a la trata.

Proteger a los niños víctimas de la trata requiere identificar a las víctimas a tiempo, ubicándolos en un entorno seguro, brindándoles servicios sociales, de salud, de apoyo psicosocial y de reintegración con la familia y la comunidad, si se demuestra que es en su mejor interés. UNICEF ayuda mediante el apoyo a la formación de los profesionales que trabajan con los niños, incluidos los trabajadores sociales, el personal sanitario, la policía y los funcionarios de fronteras, para luchar eficazmente contra la trata. Además, UNICEF apoya a los gobiernos en el establecimiento de normas para abordar la trata de niños, tales como la formación y capacitación de personal responsable en técnicas de entrevista adaptadas a los niños.

Visite la página de recursos para obtener más información.


 

 

Publicaciones

Unión Interparlamentaria y UNICEF, Contra la trata de niños, niñas y adolescentes, 2005

 

Búsqueda