UN BALANCE SOBRE AGUA Y SANEAMIENTO: NÚMERO 5, SEPTIEMBRE DE 2006 Ver ediciones anteriores >

Diferencias por razón de género

Diferencias por razón de género

Las mujeres y las niñas son quienes más sufren las consecuencias de la escasez y la mala calidad del agua, la falta de saneamiento y las condiciones antihigiénicas, pues ellas suelen ser las encargadas de obtener el agua y atender a los niños y demás miembros del hogar cuando sufren de enfermedades relacionadas con el agua.

Adicionalmente, los factores que más contribuyen al ausentismo escolar de las niñas son las instalaciones inadecuadas de agua y saneamiento en las escuelas y las grandes distancias que deben recorrer para acceder a las fuentes de agua potable.

Las mujeres y las niñas requieren más privacidad para su higiene personal que los hombres. Se ha sabido de mujeres que, ante la falta de instalaciones sanitarias privadas, han limitado su ingesta de agua y alimentos a fin de esperar hasta la noche para realizar sus necesidades corporales amparadas en la oscuridad. Pero las caminatas nocturnas a los campos o a las orillas de los caminos muchas veces implican el grave peligro de ser atacadas físicamente.