Kenya

UNICEF realiza intervenciones de emergencia en materia de nutrición en las comunidades afectadas por la sequía en Kenya

Por Rob McBride

DISTRITO DE TURKANA, Kenya, 15 de agosto de 2011. En el pabellón pediátrico del hospital de distrito de Lodwar, el persistente sonido de la tos de los bebés sacude la quietud de la sala. Ingresados con distintas enfermedades, los niños de corta edad y los lactantes que ocupan las camas en esta unidad situada al noroeste de Kenya tienen algo en común: sufren desnutrición causada por la sequía.

VÍDEO: 14 de agosto de 2011. Pedro Bujalance Andrés, corresponsal de UNICEF, informa sobre la alarmante tasa de desnutrición en el distrito de Turkana en Kenya.  Véalo en RealPlayer

 

Debido a que la desnutrición hace que los niños y niñas sean más susceptibles a las enfermedades infantiles, en este hospital se ha producido un gran aumento en las admisiones de casos. 

“Si comparo la situación ahora con la de 2010, estamos hablando de un aumento de más de un cien por cien en la tasa de admisiones”, dijo Marjorie Volege, oficial de nutrición de UNICEF.

Una sequía desastrosa

Imagen del UNICEF
© UNICEF video
Unos niños bombean en la tierra en busca de agua en Lodwar, en el distrito de Turkana, una de las zonas más afectadas por la sequía en Kenya.

En una cama situada al final del pabellón, Elizabeth Atiya acuna dulcemente a su hija de cinco meses, Gladys. Enferma de neumonía, la niña tenía los párpados hinchados y su respiración era rápida y corta.

Elizabeth vive en las afueras de la población con su marido y sus cinco hijos, en tres cabañas simples hechas de ramas y paja. Por el momento, lo único que tienen para comer es maíz y unos cuantos frijoles. Los problemas de la familia comenzaron hace un año, cuando el pequeño rebaño de cabras con el que se mantenían murió debido al empeoramiento de la sequía.

“Desde que el ganado murió, lo único que hemos podido hacer es escobas para venderlas en el mercado”, dice Elizabeth. “Y todo el dinero que obtenemos lo utilizamos en comprar harina para hacer gachas”.

Para unas comunidades que han vivido tradicionalmente del pastoreo, la sequía ha sido desastrosa. Fabricar escobas simples, realizadas con hojas secas, para venderlas en los poblados locales, o trasladarse desde el campo hasta las propias ciudades en busca de alimentos, es el destino de muchos. Para los niños y niñas, este desarraigo supone nuevos problemas.

“La hambruna de los niños”

Imagen del UNICEF
© UNICEF video
Gloria, una bebé de nueve meses, ingresó en el hospital del distrito con una infección en el pecho. Su peso es muy inferior al normal.

“Cuando no queda ganado por culpa de la sequía, algunas personas optan por ir a las ciudades”, explica Nicholas Kirimi, oficial de apoyo a la nutrición de UNICEF. “Otros se trasladan cerca de un campamento de refugiados. Entonces surgen problemas como el absentismo escolar”.

No es sorprendente que esta crisis haya obtenido la reputación de ser una “hambruna de los niños”. 

En comparación con la tranquilidad que reina en el pabellón, el departamento ambulatorio está lleno de personas y todo el mundo está muy ocupado. Las madres, procedentes de distintos lugares de los alrededores, llenan un espacio asignado para examinar a sus hijos con el fin de detectar si tienen desnutrición, mientras las familias que pueden solicitar ayuda alimentaria hacen fila para recibir los alimentos terapéuticos que están manteniendo a muchas familias con vida. 

Aumento de la asistencia

Una encuesta reciente indicó que las tasas de desnutrición entre los niños menores de cinco años son de hasta un 37,4% en algunas zonas de Turkana. Además, UNICEF calcula que un 30% de todos los hogares del distrito dependen de asistencia alimentaria, mientras que alrededor de la mitad de todas las familias sobreviven con una comida diaria.

En respuesta a esta situación, UNICEF, en colaboración concon ONG locales y aliados gubernamentales, y mediante la asistencia financiera del Departamento de Ayuda Humanitaria de la Comisión Europea, ha aumentado considerablemente los programas de alimentación desde comienzos de año. Este aumento en el apoyo ha llevado a que la mayoría de los niños y niñas vulnerables reciban intervenciones de emergencia en materia de nutrición.


 

 

Alianza de UNICEF y la Unión Europea

Búsqueda