Centro de prensa

Declaración

Declaración de la Directora Ejecutiva de UNICEF, Ann M. Veneman, sobre la aprobación de la Resolución 1888 del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas sobre la violencia sexual en los conflictos armados

NUEVA YORK, 30 de septiembre de 2009 - UNICEF recibe con beneplácito la aprobación por parte del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas de una resolución que exige una mayor protección contra la violencia sexual para las mujeres, niñas y niños atrapados en situaciones de guerra o conflicto armado.

La violencia sexual constituye una horrible violación de los derechos humanos y una despreciable arma de guerra que se emplea contra las mujeres y los niños. Es necesario poner fin a la impunidad de la que disfrutan los culpables de esos crímenes. La resolución aprobada hoy pone en marcha mecanismos que deberían ser útiles para que ningún acto de violencia sexual quede impune.

La nueva resolución complementa la Resolución 1820, aprobada en junio de 2008, que constituyó el primer reconocimiento oficial de que la violencia sexual representa una amenaza para la paz y la seguridad internacional.

La Resolución 1888 constituye un importante avance que da nuevos ímpetus a los esfuerzos de la comunidad internacional por eliminar la violencia sexual, garantizar que sea considerada en las negociaciones de paz que patrocinen las Naciones Unidas e imponer una mayor obligación en la rendición de cuentas mediante los nuevos mecanismos de presentación de informes.

Para obtener más información, póngase en contacto con:
Christopher de Bono, UNICEF Nueva York,
tel.: + 1 212 303 7984;
correo electrónico: cdebono@unicef.org

Rebecca Fordham, UNICEF Nueva York,
tel.: + 1 212 326 7162;
correo electrónico: rfordham@unicef.org


 

 

 

Búsqueda