Centro de prensa

Comunicado de prensa

UNICEF: los niños son el mayor recurso de África

NUEVA YORK, 16 de junio de 2006 – UNICEF celebró hoy el Día del Niño Africano haciendo un llamamiento al mundo para que reconozca que los niños son el mayor recurso de África.

“En este Día del Niño Africano, homenajeamos a los niños y las niñas como el futuro de África”, declaró el viernes Ann M. Veneman, Directora Ejecutiva de UNICEF. “Sin embargo, también reconocemos y estamos pendientes de los considerables problemas a los que se enfrentan: desde la pobreza extrema y los conflictos, al paludismo, la malnutrición y VIH/SIDA”.

El Día del Niño Africano se celebra el 16 de junio, el día en 1976 en que miles de escolares negros de Soweto, Sudáfrica, salieron a las calles para protestar por la calidad inferior de su educación y exigir el derecho a aprender en su propia lengua. Se disparó sobre cientos de niños y niñas, y en las dos semanas de protestas que siguieron murieron más de 100 personas y más de 1.000 resultaron heridas.

“Este acontecimiento fue un hito y una demostración del gran valor y convicción de los niños de Sudáfrica, que se movilizaron para defender aquello en lo que creían”, dijo Veneman. “Es un poderoso recordatorio del papel decisivo que pueden desempeñar los niños y las niñas a la hora de propiciar cambios, y de la importancia de garantizar una educación de calidad para todos”.

Desde 1991, cuando lo instituyó la Organización de la Unidad Africana, cada 16 de junio se ha venido celebrando el Día del Niño Africano, con el fin de honrar la memoria de los que murieron, y el valor de todos aquellos que se manifestaron. El Día también es un llamado de atención acerca de las vidas de la infancia de África en la actualidad.

El tema de este Día del Niño Africano es la violencia contra niños y niñas, que pone en peligro su bienestar físico, emocional y psicológico. La violencia es una amenaza especialmente contra el bienestar actual y futuro de los niños de África como consecuencia de la desproporcionada carga de conflictos, extrema pobreza y VIH/SIDA que pesa sobre el continente.

Durante las emergencias, debido a su limitada capacidad para protegerse y a la quiebra de la protección que proporcionan la familia y la comunidad, los niños y niñas se ven expuestos a un riesgo mayor de violencia por motivos de género.

“Es difícil concebir un acto contra muchachas y jóvenes más perjudicial o de efectos más duraderos que la violencia sexual”, manifestó Veneman.

“La violencia sexual es también uno de los factores que más contribuyen a la propagación del VIH/SIDA, que está teniendo unas consecuencias devastadoras en los niños, sobre todo en África subsahariana. La violación se usa sistemáticamente como arma de guerra, y la pobreza que provocan los conflictos a menudo deja en la indigencia a muchachas y jóvenes. Para muchas, ofrecer relaciones sexuales para poder sobrevivir se convierte en la única opción”.

Las mujeres y niños que huyen de sus hogares a causa del conflicto armado se vuelven mucho más vulnerables a la violencia, los malos tratos y la explotación, lo que a su vez aumenta el riesgo de que contraigan el VIH. En Darfur, por ejemplo, donde casi 2 millones de personas se han visto desplazadas por el conflicto, se calcula que al menos un tercio de la víctimas de violación son menores.

Y a causa del VIH/SIDA, los niños de África están perdiendo su mejor protección: la de sus progenitores. En África subsahariana, 12 millones de niños y niñas menores de 18 años han perdido a uno o ambos progenitores debido al SIDA. Dar apoyo a estos niños, así como a aquellos que viven con el VIH/SIDA, es uno de los objetivos de ÚNETE POR LA NIÑEZ, ÚNETE CON LA JUVENTUD, ÚNETE PARA VENCER AL SIDA, una campaña mundial que aspira a limitar las consecuencias del VIH y el SIDA entre niños y niñas, y a detener la propagación de la enfermedad.

Las repercusiones de la violencia en los niños y niñas de África, y en todo el mundo, se examinarán en el próximo estudio del Secretario General sobre la violencia contra los niños. Este estudio mundial, que se hará público en octubre, examina la violencia en cinco entornos: en el hogar y la familia; en las escuelas; en otros entornos institucionales; en la comunidad y las calles; y en las situaciones laborales. Hará recomendaciones para prevenir la violencia contra los niños y responder a ella.

Veneman dijo que la violencia contra los niños y niñas en África, como en otros lugares, no sólo socava su salud, su confianza en sí mismos y su capacidad para aprender, sino que también detiene el desarrollo mundial.

“Si no se protege a los niños de los malos tratos se está socavando el avance hacia los Objetivos de Desarrollo del Milenio”, dijo Veneman. “Los malos tratos agravan la pobreza, el analfabetismo, la mortalidad temprana y otros desafíos a los que se enfrentan los niños y las niñas”.

***

Si desea obtener más información, sírvase dirigirse a:

Kate Donovan, Sección de Medios de Comunicación del UNICEF en Nueva York, 212 326 7452
Angie Hawke, Sección de Medios de Comunicación del UNICEF en Nueva York, 212 326 7269

Acerca de UNICEF
Durante 60 años, UNICEF ha sido la principal organización del mundo dedicada a la infancia, y trabaja sobre el terreno en 155 países y territorios para ayudar a los niños y las niñas a sobrevivir y avanzar en la vida desde la primera infancia hasta la adolescencia. El mayor proveedor de vacunas para los países más pobres, UNICEF apoya la salud y la nutrición de la infancia, el abastecimiento de agua y saneamiento de calidad, la prestación de educación básica de calidad para todos los niños y niñas, y la protección de los niños y las niñas contra la violencia, la explotación y el SIDA. UNICEF está financiado en su totalidad por las contribuciones voluntarias de individuos, empresas, fundaciones y gobiernos.

A partir de octubre de 2006: Nuevo informe mundial sobre la violencia contra los niños
Todos los días, la violencia invade la vida de millones de niños y niñas. Sin embargo, sigue siendo todavía un fenómeno oculto en la mayor parte de los casos. El estudio del Secretario General de las Naciones Unidas sobre la violencia contra los niños, que se publicará en octubre de 2006, es un esfuerzo sin precedentes para detallar la naturaleza y la escala de la violencia contra la infancia en todo el mundo. Mediante el análisis de las últimas investigaciones, el estudio considera la violencia en cinco entornos: el hogar y la familia; las escuelas y los entornos educativos; otros ámbitos institucionales (como los orfanatos); la comunidad y las calles; la situación en el trabajo. Dirigido por Paulo Sérgio Pinheiro, ex Secretario de Estado para Derechos Humanos del Brasil, el estudio se elabora en estrecha consulta con UNICEF, la Organización Mundial de la Salud y la Oficina del Alto Comisionado para Derechos Humanos.


 

 

 

 Enviar artículo

 Imprimir artículo

Búsqueda