Centro de prensa

Comunicado de prensa

UNICEF advierte que miles de niños y niñas corren peligro en las montañas de Pakistán

Serían las primeras víctimas de una segunda ola de bajas

NUEVA YORK/GINEBRA, 19 de octubre de 2005 – UNICEF advirtió hoy que, debido al deterioro de las condiciones climáticas, a las lesiones y a las enfermedades, decenas de miles de niños y niñas que aún se encuentran en las apartadas regiones de Pakistán afectadas por el terremoto corren un grave peligro.

El organismo internacional añadió que, a fin de evitar que en los duros meses del invierno que se aproxima se produzca una segunda oleada de muertes, se deben tomar medidas inmediatas para garantizar que más niños y niñas reciban ayuda y servicios.

UNICEF agregó que el número de niños que viven en la región montañosa del lado paquistaní de la línea de control, y que aún no han recibido ayuda, podría llegar a 120.000. El organismo internacional calcula que unos 10.000 de esos niños podrían morir de hambre, hipotermia y enfermedades durante las próximas semanas.

“Las labores de socorro son cada día más complejas”, señaló la Directora Ejecutiva de UNICEF, Ann M. Veneman, en Copenhague, donde visitó el almacén central de la División de Suministros de UNICEF. “Todavía no contamos con suficientes helicópteros para transportar suministros vitales para los niños y niñas en más de 1.000 aldeas inaccesibles, que los necesitan con urgencia. En los sitios donde contamos con suministros suficientes, no disponemos de suficientes aliados humanitarios para que los hagan llegar a quienes más los necesitan”.

“Las temperaturas están en descenso y las condiciones meteorológicas empeoran”, agregó Veneman. “Resulta muy difícil llegar a las zonas más afectadas debido a que los caminos se han convertido en lodazales y muchos pobladores de las regiones montañosas huyen con sus familiares lesionados o heridos. Decenas de miles de niños están en peligro”.

UNICEF informó que, a fin de redoblar los esfuerzos en materia de socorro y salvar más vidas, resulta urgente que se tomen las siguientes medidas:

  • Incrementar el número de helicópteros que prestan servicio en la zona de desastre, así como la capacidad de carga de los mismos y el número de pilotos disponibles. Asimismo, se debe mejorar el sistema logístico de los principales aeropuertos.

  • Establecer oficialmente en las tierras bajas campamentos que puedan albergar gran número de personas. Los campamentos deberían estar eficientemente equipados y contar con un suministro adecuado de potable y saneamiento ambiental, para que las personas que huyen de la región montañosa tengan albergue adecuado para el invierno.

  • Al mismo tiempo, poner en marcha y respaldar otros métodos que permitan llegar hasta las aldeas más apartadas –como el transporten de suministros a lomo de mula o a pie– para prestar asistencia a las personas que no pueden o no quieren abandonar sus hogares.

  • Aumentar el control del tránsito por los caminos secundarios.

  • Aumentar el número de aliados humanitarios nacionales e internacionales sobre el terreno, a fin de poder suministrar todo el apoyo necesario para una operación de ayuda de tanta envergadura.

  • Cuando resulte necesario, prestar servicios médicos y suministrar instalaciones hospitalarias que reemplacen hasta que finalice la temporada invernal a los que se hayan perdido o hayan resultado destruidos.

Veneman comentó que dadas las actuales circunstancias, aunque todas las aldeas aisladas recibieran inmediatamente tiendas de campaña y mantas, los niños seguirían corriendo grave peligro debido a que carecen de asistencia médica, así como a la deshidratación causada por el agua contaminada y la desnutrición.

“También existen graves amenazas de enfermedades, y ya se han registrado brotes de diarrea”, añadió. “Dadas las interrupciones intermitentes del puente aéreo debido al mal tiempo, las consecuencias podrían ser graves para los niños enfermos, lesionados y heridos”.

El Coordinador de asuntos humanitarios de las Naciones Unidas, Jan Egeland, ha indicado que las labores de socorro superan la capacidad individual de cualquier gobierno, mientras que la Organización Mundial de la Salud ha advertido sobre el peligro de brotes de enfermedades debido a la contaminación del agua y a las condiciones insalubres en las zonas afectadas.

Lo realizado hasta ahora por UNICEF

  • A pocas horas de ocurrido desastre, UNICEF envió por tierra hasta Mansehra todas las existencias de mantas, galletas de alto contenido proteínico, bidones, prendas de vestir para niños, materiales para construcción de albergues y materiales equipos médicos con los que contaba en sus almacenes de suministros en Karachi y Peshawar.

  • UNICEF apoya una campaña inmediata de vacunación contra el sarampión y de suministros de vitamina A que llevan a cabo los equipos de inmunización gubernamentales en la ciudad de Muzaffarabad, y aporta equipos a cuatro plantas de purificación de agua de gran capacidad.

  • Cinco aviones de UNICEF llegaron durante el fin de semana a Pakistán con una carga de miles de mantas y galletas de alto contenido proteínico. En los días próximos se espera la llegada de otros cinco aviones cargados de suministros.

  • Los equipos de UNICEF ya realizan labores relacionadas con la salud, la protección y el suministro de agua y saneamiento, así como con diversos aspectos logísticos, en las localidades de Mansehra y Muzaffarabad, mientras que otros equipos se preparan para realizar operaciones en otras poblaciones de la zona afectada por el terremoto.

  • Se ha comenzado a embalar suministros sanitarios de emergencia con los que se abastecerá a un millón de personas durante tres meses, y que serán transportados por vía aérea hasta Pakistán.

  • UNICEF ha emprendido labores de identificación y registro de niños que han quedado huérfanos o separados de sus familias en todas las zonas afectadas por el terremoto.

  • Desde diversos centros regionales se ha comenzado a enviar suministros escolares, que se usarán para las actividades educacionales en los campamentos de socorro.

Las labores de UNICEF en la India

  • En Uri y Thangdar, los dos distritos más afectados por el terremoto, se distribuyen más de 500 tiendas de campaña equipadas con cocinas de leña, en las que funcionarán salas de partos y centros de cuidado de niños. Las tiendas servirán también como instalaciones de atención primaria de la salud y aulas escolares temporarias. También se han enviado siete tiendas con capacidad para grupos de personas aún mayores.

  • Asimismo, se ha hecho entrega de dos conjuntos de materiales de atención de la salud de emergencia, cada uno de los cuales contiene medicamentos, suministros y equipos médicos básicos suficientes para atender a unas 10.000 personas durante tres meses. También se distribuyeron 200 botiquines obstétricos, que contienen todos los elementos médicos necesarios para atender hasta 50 alumbramientos sin complicaciones.

  • Unas 17 toneladas de galletas de alto contenido proteínico y diversos suministros médicos, entre ellos 60.000 paquetes de sales de rehidratación oral, 20.000 jeringas para vacunas y suficientes dosis de vitamina A para 25.000 niños han sido enviadas por avión desde Port Blair hasta Cachemira.

  • Unas 250 escuelas en una caja, cada una de las cuales contiene materiales escolares para 80 alumnos y sus correspondientes docentes, comenzarán a llegar a Srinagar en los próximos días.

  • También se están adquiriendo seis camiones cisterna de 10.000 litros de capacidad cada uno, más de 1.000 tanques de almacenamiento de agua, 20 equipos de análisis de la calidad del agua y dos unidades móviles de análisis del agua.

El pedido de 64,3 millones de dólares de UNICEF forma parte del Llamamiento Urgente de las Naciones Unidas. Los fondos donados hasta la fecha abarcan una tercera parte del monto total del llamamiento de UNICEF.

*   *   *
Durante cerca de 60 años, el UNICEF ha sido la principal organización del mundo dedicada a la infancia, y trabaja sobre el terreno en 157 países para ayudar a los niños y las niñas a sobrevivir y progresar en la vida desde la primera infancia hasta la adolescencia. El mayor proveedor de vacunas para los países más pobres, el UNICEF brinda apoyo a la salud y la nutrición de la infancia, la educación básica de calidad para todos los niños y las niñas, y la protección de la niñez contra la violencia, la explotación y el SIDA. El UNICEF está financiado en su totalidad por las contribuciones voluntarias de gobiernos, empresas, fundaciones e individuos.

Para obtener más información, sirvas el dirigirse a:
Gordon Weiss, UNICEF Media / New York: (+1 212) 326 7426
Kate Donovan, UNICEF Media / New York: (+1 212) 326 7452

Las estaciones de televisión pueden descargar sin cargo material de video actualizado sobre las operaciones de UNICEF en el terreno de www.thenewsmarket.com/unicef.


 

 

 

 Enviar artículo

 Imprimir artículo

Vídeo (en inglés)

18 de octubre de 2005:
Kun Li, corresponsal de UNICEF, informa sobre las labores de atención médica a los niños lesionados por el terremoto.

Anchura de banda
baja | alta
(Real player)

Periodistas:
Obtengan vídeo de calidad profesional en The Newsmarket

Búsqueda