Centro de prensa

Comunicado de prensa

Cómo proteger a la “generación del tsunami”

El UNICEF fija una serie de pasos fundamentales para salvar a la niñez y pide a todos los participantes en la enorme operación de socorro que den prioridad a los niños.

YAKARTA, 4 de enero de 2004 – Dos días antes de la realización de una conferencia mundial sobre la coordinación de las labores de ayuda a los países devastados por los tsunamis, el UNICEF propuso hoy cuatro prioridades fundamentales en pro de la infancia, a las que definió como esenciales para el éxito de esas labores en general.

Al llegar a Indonesia tras una visita de dos días a Sri Lanka, donde inspeccionó las devastadoras consecuencias de las inundaciones, la Directora Ejecutiva del UNICEF, Carol Bellamy, manifestó que “hay cuatro medidas fundamentales que se deben tomar para darle a la castigada generación del tsunami la posibilidad de labrarse un futuro”.

Las cuatro medidas prioritarias en las que, según el UNICEF, deberían hacer hincapié todos los participantes en el esfuerzo conjunto de ayuda, consisten en:

  • En primer lugar, hacer todos los esfuerzos posibles por mantener vivos a los niños, poniendo especial atención al suministro de agua potable y saneamiento adecuado, la nutrición básica y la atención médica sistemática. El UNICEF afirma que nunca está de más hacer hincapié en esas medidas básicas. En diversos sitios afectados, y especialmente en Indonesia, continúa en peligro la supervivencia de los niños y niñas de las comunidades que aún permanecen aisladas.

  • En segundo lugar, atender a los niños separados de sus familias. Bellamy afirmó que en todos los planes de socorro se debe dar prioridad a la búsqueda de los niños que han perdido a sus familias, a la identificación de los mismos, y a las labores que conduzcan a la reunión de esos niños y niñas con sus familias ampliadas y sus comunidades. El UNICEF participa en diversas actividades orientadas a mantener un registro de los niños no acompañados de cada país, y a brindarles asistencia.

  • En tercer lugar, las actividades de socorro deben garantizar que los niños estén protegidos contra la explotación. En las situaciones tumultuosas como las que imperan en la región de los tsunamis, donde los integrantes de las familias están separados, desaparecen las fuentes de ingresos y se desvanecen las esperanzas, los niños resultan especialmente vulnerables. Bellamy dijo que las operaciones de socorro deben ser planificadas y puestas en práctica de manera tal que tiendan a reducir esa vulnerabilidad. Han comenzado a circular informes de que en algunos de los países afectados ya operan traficantes de niños que explotan a los menores vulnerables. El UNICEF colabora estrechamente con las autoridades locales y nacionales para impedir esas actividades criminales.

  • En cuarto lugar, dice el UNICEF, la campaña de socorro debe ayudar a los niños a confrontar sus problemas mediante su retorno a la escuela de la manera más rápida posible y capacitando a los adultos que estén en contacto con esos niños –como los docentes y agentes sanitarios– de manera tal que puedan detectar los síntomas y señales de trauma grave.

“No hay señal más clara de esperanza que la reconstrucción y reapertura de las escuelas”, afirmó Bellamy. “Los niños y las niñas que regresan a un ámbito de aprendizaje disponen de cosas positivas en las que pueden concentrar su atención. Esto hace posible que los adultos se dediquen con más confianza a las tareas de reconstrucción”. También apuntó que las escuelas han sido destruidas o dañadas en todos los países afectados por los tsunamis, y que se realizan evaluaciones para determinar cuándo y dónde se pueden reanudar las actividades escolares.

“Creo que los esfuerzos mundiales en materia de socorro no se concentran lo suficiente en el hecho de que más de un millón de niños sufren las consecuencias de esta calamidad”, comentó Bellamy.

Y agregó que aunque se realizan importantes y alentadoras labores de socorro en la región del Océano Indico, y que éstas tienen resultados positivos, como la prevención de brotes de las principales enfermedades infecciosas, es necesario que se siga trabajando con la misma intensidad que hasta ahora. “Para todas las personas involucradas en la respuesta al desastre, ésta ha sido una semana que ha impuesto grandes exigencias físicas, emocionales y logísticas. Y sin embargo, debemos redoblar nuestros esfuerzos para confrontar el siguiente nivel de urgencia”, afirmó la Directora Ejecutiva del UNICEF, quien agregó que esa organización ha destacado a decenas de funcionarios adicionales para colaborar con las labores de sus oficinas de países en las regiones más afectadas.

El UNICEF urgió a todas las partes involucradas en la respuesta mundial a que den prioridad en las labores coordinadas de socorro a esas cuatro medidas en pro de la niñez. Y añadió que hará hincapié en ellas el jueves, durante la reunión mundial de coordinación que se llevará a cabo en Yakarta.

Bellamy agregó que el UNICEF está invirtiendo sus propios recursos en esos aspectos prioritarios y que se esforzará por que otros gobiernos y aliados hagan lo mismo. En diversos lugares, al UNICEF se le ha pedido que se ponga al frente de la coordinación de las actividades internacionales en esos sectores.

Bellamy recorrerá la provincia indonesa de Aceh el miércoles en compañía del Director General de la OMS, Sr. Jon-Wook Lee, y el Comisionado Europeo de Desarrollo y Asistencia Humanitaria, Sr. Louis Michel.

La Directora Ejecutiva comentó que el UNICEF ha distribuido medicamentos básicos y materiales y suministros en campamentos de desplazados en Banda Aceh, la capital provincial, y que está a punto de llegar a la región un cargamento de elementos de purificación del agua, conjuntos de materiales escolares y de recreación y otros suministros vitales. También dijo que por encargo de las Naciones Unidas se llevan a cabo relevamientos aéreos en la provincia de Aceh, a fin de de evaluar la situación de las regiones a las que aún no ha sido posible llegar por tierra, y que ya se han tomado medidas para garantizar que se localice e inscriba a los niños sin acompañantes, y que se les brinde la atención que necesitan.

“Ya ha transcurrido una semana desde el desastre y cada día que pasa tiene una importancia crítica”, afirmó Bellamy. “Todos debemos concentrarnos en esas prioridades para salvar a los niños y las niñas, y debemos hacerlo ya mismo”.

A las estaciones de televisión: En www.thenewsmarket.com/unicef pueden descargar nuevas imágenes de video de la visita a Sri Lanka de la Sra. Bellamy.

* * * *

La Sra. Bellamy permanecerá en Indonesia hasta el jueves inclusive. Los interesados en entrevistarla sírvanse dirigirse a:

         
John Budd, UNICEF, Medios de comunicación, Indonesia: (+62) 811-936-437
Gordon Weiss, UNICEF, Medios de comunicación, Aceh: (+62) 868-122-99944
Kendar Subroto, UNICEF, Medios de comunicación, Indonesia: (+62) 818-913-620
Alfred Ironside, UNICEF, Medios de comunicación, (de viaje con la Sra. Bellamy): (+1) 646-247-2975
Martin Dawes, UNICEF, Medios de comunicación, Sri Lanka: + 977 985 10 40961
Michael Galway, UNICEF, Medios de comunicación, India: + 91 981 86 49088
Madeline Eisner, UNICEF, Medios de comunicación, Phuket:   + 66 1 701 4626
Shantha Bloemen, UNICEF, Medios de comunicación, Bangkok: + 66 1 906 0813
Soraya Bemejo, UNICEF, Medios de comunicación, Ginebra: + 41 22 909 5706
Simon Ingram, UNICEF, Medios de comunicación, Nueva York + 1 212 326 7426


 

 

 

Búsqueda