Somalia

Un reportero de Radio UNICEF para jóvenes entrevista a Hassan Abdi Elmi, de 16 años de edad, sobre la vida en un campamento de refugiados de Somalia

Imagen del UNICEF
© UNICEF Somalia/2009/Nidam
Hassan Abdi Elmi, de 16 años, en un campamento para personas desplazadas en Bossaso, una ciudad costera al noreste de Somalia.

NUEVA YORK, EE.UU., 18 de diciembre de 2009 - Este año se conmemora el XX aniversario de la Convención sobre los Derechos del Niño de las Naciones Unidas. El reportero de Radio UNICEF para jóvenes, Mostafa Mohamed Abdurrahman, habló con el joven de 16 años, Hassan Abdi Elmi, con motivo del aniversario. La conversación giró en torno a su vida en un campamento de refugiados en la ciudad costera de Bossaso, situada al noreste de Somalia.

El joven de 16 años huyó de su casa en Mogadishu hace un año.

AUDIO: escuche

"Los actos de violencia se suceden todo el tiempo", dijo de su ciudad natal. "Las balas silban todo el tiempo. No se puede dormir por la noche. Hay bombardeos y fuego de artillería todo el rato".

La vida como refugiado es difícil para Hassan, pero él no quiere regresar a su casa debido a la violencia.

Una vida difícil

Aunque no está en condiciones de asistir a la escuela, Hassan dijo que aspira a ser un hombre de negocios algún día. Le gustaría ser capaz de ayudar a sus padres.

Imagen del UNICEF
© UNICEF Somalia/2008/Morooka
Niños en un campamento situado en Bossaso.

Para ganar dinero lava automóviles. De vez en cuando, le dice a Mostafa, los niños locales le roban sus materiales y entonces no puede trabajar.

Hassan Mostafa explicó también que, incluso cuando trabaja, sus clientes le engañan a menudo: le hacen limpiar el automóvil y luego dicen que no tienen dinero para pagar.  

Servicios de asistencia deficientes

Somalia tiene una población total de cerca de 8 millones de personas. Unos 1,55 millones de personas están desplazadas a causa del conflicto, la sequía y otros factores.

La gran mayoría de las personas desplazadas viven en asentamientos temporales en tierras de propiedad privada, donde son objeto de abusos por parte de los terratenientes. Con frecuencia les cobran alquiler y les obligan a vivir hacinados en barrios sin servicios básicos como letrinas.

La autoridad municipal no tiene recursos para proporcionar a estos campamentos agua potable ni un servicio de eliminación de residuos, de modo que las normas de saneamiento siguen siendo muy pobres, y siempre existe la posibilidad de contraer enfermedades transmitidas por el agua.

Una serie de organismos humanitarios como UNICEF han estado tratando de proporcionar servicios básicos, pero hasta ahora la demanda ha superado los recursos disponibles.

Bossaso alberga 27 campamentos, donde 40.000 personas de otras partes del país han buscado refugio.


 

 

Audio (en inglés)

Un reportero de la radio de UNICEF para jóvenes entrevista a Hassan Abdi Elmi, de 16 años, sobre la vida en un campamento de refugiados de Somalia.
AUDIO escuche

CRC @ 20

Radio UNICEF

Búsqueda