Estado de Palestina

Jóvenes palestinos opinan sobre el nuevo acuerdo dirigido a terminar con la violencia

Imagen del UNICEF
© AP Photo/2007/Hana
El 6 de febrero, en la ciudad de Gaza, niños en edad preescolar se unieron a una protesta contra la violencia interna en el Territorio Palestino Ocupado. Dos días después, los líderes del movimiento islamista Hamas y del movimiento nacionalista Al Fatah, firmaron un acuerdo para terminar con la lucha.

Por Blue Chevigny

El 6 de febrero, en la ciudad de Gaza, niños en edad preescolar se unieron a una protesta contra la violencia interna en el Territorio Palestino Ocupado. Dos días después, los líderes del movimiento islamista Hamas y del movimiento nacionalista Al Fatah, firmaron un acuerdo para terminar con la lucha.

Mientras que los periodistas y otros observadores adultos del mundo analizan el significado del acuerdo, jóvenes de Gaza y zonas circundantes pueden descansar por primera vez en semanas, ahora que la violencia se ha mitigado, por lo menos por el momento.

“Lo único que queremos es vivir en paz”, manifestó a UNICEF Radio Julie, de 16 años de edad, en una entrevista telefónica. “Queremos nuestro país, eso es todo”.

Para Julie, las recientes luchas entre palestinos fueron más perturbadoras que el conflicto entre palestinos e israelíes. “No debemos enfrentarnos entre nosotros”, dijo. “Es una vergüenza. Somos un solo pueblo”.

Motivo para celebrar

Julie indicó que las actividades cotidianas en Gaza se han paralizado debido a la violencia.

Relató que hace dos semanas, inmediatamente después de terminar los exámenes, todos los estudiantes se apresuraron a sus casas para protegerse del conflicto cada vez más intenso que se propagaba por las calles. No tuvieron la menor oportunidad para celebrar la conclusión de las clases, como muchos habían pensado.

En realidad, la mayoría de los niños tuvieron que pasar dentro de sus casas las vacaciones que siguieron a los exámenes, escuchando los enfrentamientos armados en las calles. El lunes pasado, fecha en la que estaba programado el reinicio de las clases, las escuelas seguían cerradas debido a que resultaba muy peligroso para los alumnos desplazarse hacia y desde sus casas.

Imagen del UNICEF
© UNICEF OPT/2007/Sabella
Escolares de la Ribera Occidentall, ayudándose mutuamente con sus tareas al inicio del año escolar en septiembre.

“Ayer corrimos a las calles” después de la firma del acuerdo, manifestó Julie. “Finalmente tenemos algo que celebrar”.

Efecto psicológico en la juventud

Las semanas que estuvieron obligados a permanecer dentro de sus casas han pasado ahora una factura desde el punto de vista psicológico. Julie y sus amigos sentían miedo, hablaban constantemente por teléfono sobre lo que estaba sucediendo y verificaban que todos estén a salvo.

Y luego llegó el tedio.

“Realmente nos hastiamos de escuchar todo el tiempo las noticias en la radio, porque éramos los protagonistas de esa vida”, recuerda Julie. “Fue horrible”.

Yafa, de 18 años de edad, se vio directamente afectada por el recrudecimiento de la violencia, la cual desde diciembre ha cobrado más de 90 vidas palestinas. Ella conocía a dos niños que mataron: un niño de 10 años de edad que había sido su vecino y un amigo de 17 años de edad que fue alcanzado en el fuego cruzado.

“Es muy triste,” manifestó Yafa, quien también habló para Radio UNICEF. “Incluso si no lo hubiese conocido, es inevitable sentir que se nos parte el corazón el ver a gente inocente que no tiene nada que ver con ninguno de los bandos, y que los maten así.”

De regreso a la escuela

Las dos adolescentes se pusieron muy contentas al enterarse del Acuerdo de La Meca y manifestaron estar prudentemente optimistas.

“Escuchamos los fuegos artificiales en las calles y me sentí tan feliz, pero no estoy segura si el acuerdo va a funcionar”, afirmó Yafa. “Muchas veces han firmado acuerdos en el pasado y después han vuelto a los enfrentamientos y las luchas”.

Monica Awad, Oficial de Comunicaciones de UNICEF, expresó su esperanza desde el territorio palestino de que el nuevo Acuerdo de La Meca traiga la paz para los niños palestinos. “Es terrible que estos niños hayan sufrido tanto en 2006, año en el que las muertes incluso se duplicaron en relación con el año anterior”, manifestó.

A pesar de su preocupación por el futuro, Julie y Yafa han podido tener un momento de alivio. Para ellas la escuela se reinicia mañana sábado, y están listas para recuperar el tiempo perdido.


 

 

Audio (en inglés)

9 de febrero 2007:
Blue Chevigny, corresponsal de radio UNICEF, conversa con Julie y Yafa, dos adolescentes en Gaza, quienes cuentan cuáles son sus temores y esperanzas para el futuro.
AUDIO escuchar

Radio UNICEF

Búsqueda