Centro de prensa

Nota de prensa

Experto Global en Violencia urge al Parlamento Jamaiquino enfocarse en la Niñez

Kingston, 26 de febrero 2008 – Hoy, una autoridad líder en el tema de violencia en contra de la niñez resaltó a los Parlamentarios concentrarse en el reto de la niñez en Jamaica y esforzarse a romper el ciclo de la violencia que está afectando al país.

Profesor Paulo Sérgio Pinheiro, quien dirigió el Estudio del Secretario General de las Naciones Unidas sobre la Violencia en contra de la Niñez en el 2006, tuvo la rara oportunidad de dirigirse al Parlamento al haber sido invitado por el portavoz del Parlamento, a través de UNICEF.
Esta iniciativa tome lugar en el contexto del Mes de la Paz (febrero 7 – marzo 4), una gran campaña liderada por la Alianza de Prevención a Violencia.

Dirigiéndose a los miembros del parlamento el martes, el Profesor Pinheiro dijo que el estudio global, que se basó en amplias consultas, reveló resultados inquietantes sobre la alta prevalencia de violencia en contra de la niñez en todos los continentes del mundo.

Destacando la situación en Jamaica, el Profesor Pinheiro subrayó estadísticas que revelan la magnitud de cómo la violencia afecta la niñez jamaiquina, y notó distinciones significantes de género en la manera en que niños y niñas sufren de violencia.

  • Las niñas son principalmente victimas de violencia sexual. En el 2006, niñas menores de 16 años formaron el 32% de todos los asaltos sexuales en Jamaica. Aparte de que estas niñas sufren en silencio – en el mismo año, solo el 20% de las violaciones han sido reportadas a la policía – a menudo la violación resulta en embarazos no deseados y no seguros.
  • Los niños más a menudo son víctimas de heridas intencionales o asesinatos – de los 175 menores de 18 años que han sido asesinados en el 2006, 148 (85%) fueron niños.
  • Niños y niñas están expuestos a altos niveles de violencia en sus comunidades: en un estudio reciente, el 60% de los niños y las niñas de 9 a 17 años reportaron que un miembro de su familia ha sido víctima de la violencia y el 37% tuvieron un miembro de su familia que había sido asesinado. Solamente el 28% de los niños y las niñas pensaron que el ambiente de sus hogares era muy seguro.
  • Ambos niños y niñas a menudo son castigados de maneras violentas, generalmente empezando a la edad de dos años, pero los niños generalmente reciben un castigo más seguido y duro. Un estudio del 2005 reveló que solo el 11% de los padres usan maneras positivas para disciplinar a sus hijos.

El Profesor Pinheiro les explicó a los Parlamentarios que reducir la violencia en contra de la niñez es un primer paso crítico para bajar los altos niveles de asesinato, crimen y abuso que está afectando al país.

“En un ambiente en que la violencia causa más violencia, la manera en que los niños y las niñas jamaiquinos perciben y experimentan la violencia es vinculada inseparablemente con los niveles estables de crimen y violencia afectando a la isla”, comentó el Prof. Pinheiro.

Jamaica enfrenta una tarea difícil en romper una cultura de violencia que parece ser profundamente arraigada, pero el Profesor Pinheiro recordó al Parlamento que todas las formas de violencia son prevenibles. Resaltando que no hay “soluciones mágicas instantáneas”, recomendó al país a seguir trabajando en su progreso de proteger a la niñez de la violencia, y en mitigar su impacto.

El Profesor Pinheiro hizo un llamamiento al Parlamento de rápidamente adoptar el Plan Nacional de Acción para una Respuesta Integrada a la Niñez y la Violencia, una base importante para el acercamiento múltiple para reducir la violencia en contra de la niñez.

Sugirió a los Parlamentarios de asegurar que se implementen esfuerzos preventivos para mejorar las habilidades de los padres para la crianza de sus hijos e hijas, ampliar la educación basada en experiencias de vida en más escuelas, y fuertemente promover formas positivas de disciplinar a niños. “Enseñar violencia en una edad joven puede resultar en un aumento de violencia”, dijo Pinheiro, subrayando que más familias jamaiquinas deberían evitar el castigo corporal.

El activista de derechos humanos, nacido en Brasil, hizo un llamamiento a las leyes más estrictas que responsabilizan a perpetradores por todas formas de violencia en contra de niños y niñas, especialmente el abuso sexual. También enfatizó la necesidad de darles a las victimas un trato temprano y humano, así como la necesidad de implementar más programas de recreo para niños y adolescentes en conflicto con la ley.

Antes de su discurso al Parlamento, el martes por la mañana, el Profesor Pinheiro visitó la comunidad de Tower Hill en Kingston, dónde habló con niños y familias cuyas vidas han sido afectadas severamente durante décadas por violencia de pandillas violentas.

En Gordon House, el Profesor Pinheiro reconoció que el reto de terminar la violencia en esta comunidad así como en otras comunidades en Jamaica es complejo y difícil, pero insistió que eso no era una razón para desatender la responsabilidad. “Deberíamos dejar de dar excusas y responder ahora al llamamiento de nuestra niñez por un mundo libre de violencia.”

Acerca de UNICEF
UNICEF trabaja sobre el terreno en más de 150 países y territorios para ayudar a los niños y niñas a sobrevivir y avanzar en la vida desde la primera infancia hasta la adolescencia. UNICEF es el mayor proveedor de vacunas para los países en desarrollo, y apoya la salud y la nutrición de la infancia, el abastecimiento de agua y saneamiento de calidad, la educación básica de calidad para todos los niños y niñas, y la protección de los niños y las niñas contra la violencia, la explotación y el SIDA. UNICEF está financiado en su totalidad por las contribuciones voluntarias de individuos, empresas, fundaciones y gobiernos.

Para obtener más información:
Allison Hickling, UNICEF Jamaica, 926-7584, ahickling@unicef.org
Visite la web http://www.unicef.org/jamaica


 

 

 

Búsqueda