Mauritania

Campaña de inmunización para eliminar el tétanos materno y neonatal en Mauritania

Imagen del UNICEF
© UNICEF Mauritania/2009/Perez
Lalla Vatma sonríe mientras espera para ser inmunizada contra el tétanos en Oualata, Mauritania.

Por Fadila Hamidi

OUALATA, Mauritania, 24 de junio de 2009 – Cuando el director de la escuela en la que estudia Lalla Vatma, una niña de 14 años, anunció la llegada del equipo de vacunación antitetánica, Lalla y varias de sus compañeras recibieron autorización para abandonar la clase.

Por tratarse de niñas, Lalla y las otras alumnas forman parte del grupo de madres potenciales de la escuela secundaria Oualata a quienes estuvo dirigida la campaña de inmunización.

Cuando los varones de la clase de Lalla preguntaron por qué no se les vacunaba a ellos también, se les explicó que la campaña tiene como objetivo proteger a las niñas y, en el futuro, a los hijos que puedan tener, debido a que el tétanos es una infección que puede contraerse al nacer por contacto con instrumentos médicos contaminados.

Cinco dosis brindan protección de por vida

El equipo móvil de vacunación que visitó la escuela secundaria Oualata consistió en un voluntario y una partera tradicional, que contaron con el apoyo del director. Éste recorrió las aulas, exhortando a los maestros a que alentaran a las niñas a que se vacunaran.

En esta oportunidad, Lalla estuvo menos ansiosa que durante la visita previa del equipo de vacunación a la escuela, cuando la niña recibió la primera dosis de la vacuna. En esa primera ocasión, la partera tradicional le explicó la importancia de la inmunización y los riesgos que corren las niñas y mujeres que no son vacunadas. También le dijo que para estar protegida contra el tétanos de por vida sólo es necesario recibir cinco dosis de la vacuna.

Cuando el equipo de vacunación móvil finalizó sus labores en la escuela se dirigió a la plaza del mercado de Oualata para continuar allí con las tareas de inmunización.

Alto grado de participación

El objetivo de la campaña de inmunización consiste en eliminar el tétanos materno y neonatal en Mauritania. La visita a la escuela de Lalla se inscribió en el marco del segundo ciclo de vacunación de la campaña, en el que más de 600 agentes sanitarios llevaron a cabo jornadas de vacunación en puestos sanitarios y mediante equipos móviles en 26 distritos de alto riesgo del país.

Imagen del UNICEF
© UNICEF Mauritania/2009/Perez
Una comadrona anota que Lalla ha recibido la segunda dosis de vacunación contra el tétanos.

Los agentes sanitarios lograron inmunizar a 233.000 mujeres en edad fértil en escuelas y mercados, y hasta en los parajes rurales más apartados.

El primer ciclo de vacunación también fue todo un éxito. El alto nivel de participación se debió en gran medida a que la población tomó conciencia de los resultados anteriores de las campañas de inmunización contra el sarampión. En los últimos años, esas campañas lograron una notable reducción del número de casos de sarampión en Mauritania, y eso trajo aparejada una disminución de la resistencia de la población a la inmunización en general.

La campaña de inmunización contra el tétanos está a cargo del Ministerio de Salud, que cuenta con el respaldo del Ministerio de Educación, UNICEF y la Organización Mundial de la Salud, así como de diversas organizaciones nacionales e internacionales y aliados del sector privado.


 

 

Búsqueda