Jamaica

Ishmael Beah alienta a los niños y jóvenes de Jamaica a que no se den por vencidos por la violencia

Imagen del UNICEF
© UNICEF/2008/Markisz
Ishmael Beah, ex niño soldado, ofrece un mensaje positivo de no violencia a los niños, niñas y jóvenes jamaicanos.

Por Allison Hickling

KINGSTON, Jamaica, 30 de abril de 2008 – En un país donde para muchos niños y jóvenes la violencia y los conflictos son pan de cada día, Ishmael Beah, un ex niño soldado, ha brindado inspiración a muchos jamaicanos con su convincente mensaje de esperanza y resistencia.

En ésta, su primera misión como Defensor de UNICEF para los niños afectados por la guerra, Ishmael Beah se reunió con jóvenes jamaicanos que crecen en entornos violentos y visitó diversas comunidades donde las vidas de los niños se ven frecuentemente alteradas por los conflictos.

La violencia constituye una grave amenaza para la niñez jamaicana. Según diversos estudios, el 87% de los niños y niñas de dos a 14 años han sufrido castigos físicos y psicológicos, y sólo el 28% de los niños y niñas cree que sus comunidades son seguras.

Imagen del UNICEF
© UNICEF/2008/Markisz
Ishmael Beah, Defensor de UNICEF para los niños afectados por la guerra, juega al fútbol con un grupo de niños y jóvenes en Trenchtown, una comunidad de Jamaica castigada por la violencia.

Obligados a sumarse a la violencia pandillera

“Ustedes tienen toda la fuerza y la capacidad que necesitan para derrotar a la violencia”, comentó Ishmael ante un grupo de niños, niñas y jóvenes en Spanish Town, en la parte occidental de Kingston. En ese vecindario, el enviado de UNICEF visitó el local de Children Fisrt, una ONG que recibe apoyo del organismo internacional y que ofrece cursos de enseñanza correctiva, conocimientos para la vida y otras formas de capacitación a los niños y jóvenes vulnerables.

Cuando Ishmael Beah tenía 13 años fue obligado a participar en la brutal guerra civil que conmovía a su país, Sierra Leona. El joven fue rescatado y rehabilitado con ayuda de UNICEF, y en la actualidad recorre el mundo combatiendo el empleo de niños en los conflictos armados y exhortando a los jóvenes a que no se dejen vencer por la violencia.

En muchos puntos de Jamaica se obliga a los niños a participar en las guerras entre pandillas, que los usan como espías y vigías en la comisión de delitos. A menudo también se les obliga a ocultar o usar armas de fuego. En diversas comunidades de Kingston afectadas por la violencia –como Trenchtown, Arnett Gardens, Federal Gardens y Dunkirk– el Sr. Beah alentó a los niños que no tienen acceso a la educación ni posibilidades de empleo a que no se rindan ante la tentación o la amenaza de las pandillas.

Imagen del UNICEF
Ishmael Beah habla en el local de Children First, una ONG que recibe apoyo de UNICEF y que brinda capacitación y cursos de enseñanza correctiva a adolescentes y jóvenes adultos en Spanish Town, un vecindario de Kingston, la capital de Jamaica.

Oportunidades en las comunidades pobres

El Defensor de UNICEF para los niños afectados por la guerra también recalcó el mensaje de Eastern Peace Centre, un refugio para los niños y niñas de la comunidad de Mountain View al que brinda respaldo UNICEF. “La violencia parece fascinante cuando no forma parte de nuestras vidas”, dijo. “Pero una vez que uno participa en esa violencia, no hay nada de fascinante en ella”.

El Sr. Beah también explicó que la eliminación del ciclo de la violencia es un proceso a largo plazo. Una de las medidas importantes por las que aboga el joven representante de UNICEF es que los jóvenes que cometan actos violentos sean tratados como víctimas, y que se les brinde amor, apoyo y perdón de manera incondicional. También propone que a los niños, niñas y jóvenes de las comunidades pobres se les den más oportunidades en materia de educación escolar y de generación de ingresos.

Ishmael Beah cree fervientemente que a los niños y niñas que no encuentran la manera de superar los problemas que les rodean hay que darles esperanzas. Su mensaje de aliento tiene una resonancia profunda y singular para los niños y niñas jamaicanos para quienes la violencia es una realidad cotidiana.

“Ishmael puede llegar con su mensaje a muchos niños y jóvenes”, comentó un adolescente de Dunkirk. “Puede darles muchas esperanzas a muchos niños que no tienen ninguna”.


 

 

Vídeo (en inglés)

30 de abril de 2008: Melissa Leschuck, corresponsal de UNICEF, informa sobre la visita a Jamaica de Ishmael Beah y sobre el mensaje de no violencia que éste transmitió a la niñez y juventud de ese país.
 VIDEO  alta | baja

Obtengan vídeo de calidad profesional en The Newsmarket

Búsqueda