La catástrofe del tsunami: Países en crisis

Tratamiento de emergencia para centenares de lesionados por el terremoto de Indonesia

Imagen del UNICEF
© UNICEF video
Un niño de corta edad espera que le preste atención médica en la isla de Nias.

Por Jane O'Brien

NUEVA YORK, 4 de abril de 2005 – Existen temores fundados de que el número de muertes causadas por el terremoto que castigó la isla indonesa de Nias la semana pasada supere el millar. Hasta la fecha, se han recuperado más de 500 cadáveres de entre los escombros de los edificios en ruinas, y continúa la búsqueda de personas desaparecidas.

El UNICEF coordina la atención médica de los sobrevivientes, de los cuales por lo menos 286 han sido evacuados de la isla para su hospitalización en la vecina Sumatra. Debido a que el personal sanitario local no acude a sus lugares de trabajo por temor a nuevos terremotos, los servicios ordinarios de atención de la salud de la isla han quedado virtualmente paralizados.

Sin embargo, se han establecido 10 puestos sanitarios de emergencia en el centro de Gunung Sitoli, y el UNICEF y sus aliados se proponen reabrir el hospital a la brevedad posible.

Imagen del UNICEF
© UNICEF Nias/Estay/2005
Llegada a Nias de un tanque de purificación de agua del UNICEF. Debido al terremoto, la población de la isla sufre una grave carencia de agua.

Las condiciones imperantes en la isla continúan dificultando las labores de socorro. El terremoto destruyó los principales caminos y rutas, además de los puentes más importantes, y solamente unos pocos aviones pequeños pueden despegar y aterrizar en el aeropuerto de la isla. El sismo también provocó daños en muchas tuberías de agua, aunque en Gunung Sitoli la situación ha mejorado gracias a la planta de purificación de agua del UNICEF. Además, se está instalando una segunda unidad de tratamiento de agua en Teluk Dalam, en la región meridional de la isla.

El UNICEF evalúa, asimismo, las necesidades de los orfanatos. En el Orfanato Al Wasliyah, localizado en Gunung Sitoli, los víveres y suministros eran escasos, y debido a ello la situación comenzaba a ser desesperante.

“No han recibido víveres desde hace varios días”, afirmó Frederic Sizaret, Oficial de protección del menor del UNICEF. “Hemos tratado de suministrar alimentos, albergue y agua en la medida de nuestras posibilidades. Y esperamos recibir suministros adicionales”.

A pesar de que unas 15.000 familias han quedado sin techo, el personal del UNICEF señala que no se ha informado de casos de niños separados de sus familias. Se ha establecido un centro para niños y se vigila la situación. Una de las mayores preocupaciones se refiere a las posibles consecuencias del trauma que puedan haber sufrido los pobladores de la isla, especialmente los niños y las mujeres, como consecuencia del terremoto. Es probable que algunas escuelas vuelvan a abrir sus puertas en las próximas dos semanas, lo que facilitará las labores de orientación psicológica y apoyo emocional.


 

 

Vídeo (en inglés)

4 de abril de 2005:
Ayuda del UNICEF para los enfermos y lesionados de Nias

Anchura de banda:
baja | alta
(Real player)

Periodistas:
Obtengan vídeo de calidad profesional en The Newsmarket

Enlaces sobre el tsunami

Búsqueda