Haití

UNICEF emplea la música "rara" para la prevención del cólera

Imagen del UNICEF
© UNICEF Haiti/2011/Tamayo
La oficina de UNICEF en Haití aprovecha la influencia de las agrupaciones interconfesionales, entre ellas la comunidad religiosa vudú, para difundir mensajes sobre la prevención y la protección del cólera.

Por Jean Panel Fanfan

PUERTO PRÍNCIPE, Haití, 27 de junio de 2011. En el marco de una campaña nacional de lucha contra el cólera, varias agrupaciones de rara, una música tradicional de la comunidad religiosa vudú de Haití, colaboraron recientemente en una actividad de potenciación de la comunidad para que los habitantes puedan protegerse de esa enfermedad.

La movilización de los integrantes de la comunidad vudú es uno de los componentes de la labor de lucha contra el cólera que lleva a cabo una alianza integrada por UNICEF y Religiones por la paz de Haití. Religiones por la paz es una coalición mundial de representantes de agrupaciones interconfesionales.

Mensajes sobre la prevención

En el acto, organizado por la Oficina de UNICEF en Haití, participaron más de 2.600 personas provenientes de los departamentos Sur, Grande Anse y Nippes, que se encuentran en la región meridional de Haití. Durante el mismo se distribuyeron camisetas, barras de jabón y carteles alusivos a la importancia del lavado de las manos.

La actividad fue organizada por varios aliados, entre ellos UNICEF, el gobierno municipal de Les Cayes, el Ministerio de Salud de Haití, el International Medical Corps y la Confederación nacional de vudú haitiano.

UNICEF ayudó a los grupos de música rara brindándoles capacitación sobre la gestión del cólera e información sobre la prevención y el tratamiento de esa enfermedad, temas a los que los conjuntos dedicaron su música, sus canciones y sus consignas.

Bajo el lema “Ann pwoteje tèt new kont kolera”, que en lengua criolla significa “protégenos del cólera”, las bandas de rara compitieron por premios al mejor coro, los mejores cantantes, los mejores bailarines, el mejor vestuario y la mayor capacidad de comunicar mensajes sobre la prevención del cólera.

Los organizadores del evento aprovecharon el entusiasmo que despiertan los grupos musicales religiosos en sus comunidades para difundir mensajes de prevención del cólera por medio de ese género musical, que se emplea en las celebraciones vudú. Desde mediados de mayo de este año, en Haití se han producido más de 5.000 muertes atribuidas al cólera, enfermedad de la que en ese lapso se registraron unos 300.000 casos, 162.000 de los cuales requirieron la hospitalización de las personas afectadas.

La alianza se estableció en diciembre de 2010 y en la misma participan activamente el concilio interconfesional de cristianos haitianos (tanto católicos como protestantes) y agrupaciones musulmanas y vudú, que se han comprometido a usar su influencia y participación para movilizar a la población contra el cólera y a favor de los cambios sociales positivos. Entre las actividades que se han llevado a cabo hasta ahora figuran vastas campañas de difusión de mensajes sobre la prevención de la enfermedad durante las reuniones de cada agrupación en particular, así como en las de carácter interconfesional. La competencia de bandas de música rara fue ejemplo de esas actividades.

Desde finales de 2010, los integrantes de Religiones por la paz han participado, con apoyo de UNICEF, en muchas actividades nacionales de lucha contra el cólera, como las labores de concienciación en los templos e iglesias, las demostraciones prácticas del lavado correcto de las manos y de la preparación de las sales de rehidratación oral, así como la distribución de jabón y botiquines.

Apoyo esencial

Imagen del UNICEF
© UNICEF Haiti/2011/Tamayo
La movilización de los integrantes de la comunidad religiosa vudú forma parte de una alianza más amplia entre UNICEF, Religiones por la paz de Haití y los miembros de otras agrupaciones religiosas, cuyo objetivo consiste en combatir el cólera.

Unos 4.000 integrantes de las redes religiosas de Haití ya han recibido capacitación por parte de UNICEF y sus aliados. Se espera que éstos, a su vez, propaguen los mensajes sobre la prevención y protección del cólera a más de dos millones de personas en toda la nación.

“La colaboración con las agrupaciones de fe haitianas es un paso imprescindible para dar respuesta a las amenazas a la seguridad y la salud pública, y para garantizar que los niños estén a salvo del cólera y otras enfermedades”, señaló Francoise Gruloos-Ackermans, Representante de UNICEF en Haití.

De manera similar a las celebraciones del carnaval, las bandas de música raraemplean instrumentos tradicionales, como los de viento y percusión, para dinamizar y lograr la participación del público y los curiosos que asisten a sus presentaciones. La influencia y la participación de las agrupaciones confesionales en las comunidades rurales posibilitan la difusión de información y mensajes sobre el tratamiento y la prevención del cólera no sólo en las comunidades aisladas sino también en los centros urbanos de Haití.

Los grupos de música rara que colaboran en la difusión de esos mensajes forman parte de la Confederación nacional de vudú haitiano (Konfederasyon Nasyonal Vodou Ayisyen, o KNVA), que reúne a las agrupaciones organizadas de todo el país, y especialmente de las zonas rurales. “La acción comunitaria y la participación forman parte integral de la KNVA y son un elemento esencial del espíritu del vudú”, afirmó Ilderice Nerat, sacerdote vudú y portavoz de la KNVA.

La fuerza de las comunidades

El acontecimiento fue una actividad comunitaria que tenía como base unas capacidades previas”, señaló Raymundo Tamayo, Asesor sobre desarrollo juvenil y adolescente de la oficina de UNICEF en Haití.

“Esa actividad demostró que cuando fortalecemos las organizaciones comunitarias, especialmente en las zonas menos pobladas del país, podemos obtener resultados que tienen consecuencias directas y positivas para los haitianos, especialmente para los niños y niñas”, añadió.

Tamayo afirmó que la colaboración estrecha con las agrupaciones comunitarias como los grupos rara, además de las organizaciones no gubernamentales nacionales e internacionales y los organismos gubernamentales aliados, “resulta fundamental para garantizar el éxito en la lucha contra el cólera, en especial en las zonas más apartadas y aisladas de Haití”.


 

 

Búsqueda