Panorama: Alemania

En Alemania, UNICEF concede el premio de la foto del año a una imagen con grandes contrastes

Imagen del UNICEF
© Loeffelbein
Un niño rebusca desechos electrónicos en un vertedero de Agbogbloshie (Ghana). La imagen fue considerada foto del año de 2011 por UNICEF.

NUEVA YORK, EE.UU., 21 de diciembre de 2011. La fotografía de Kai Löffelbein que muestra un niño buscando basura entre los desechos de productos electrónicos en un vertedero de Ghana fue declarada foto del año 2011 de UNICEF en una ceremonia celebrada ayer en Berlín (Alemania).

La imagen ganadora deLöffelbein muestra a un niño en el vertedero de productos electrónicos de Agbogbloshie cuando está a punto de arrojar hacia el suelo el monitor de una computadora para extraer su valioso contenido. Sólo a primera vista su actitud parece triunfante; pero una mirada más cercana revela que está de pie frente a unas cortinas de humo, rodeado de los peligrosos residuos de alta tecnología de los países industrializados.

Una imagen con grandes contrastes

El mundo produce millones de toneladas de basura electrónica cada año y gran parte se envía a los países en desarrollo para su eliminación. Allí, muchas personas  –entre ellas numerosos niños–trabajan en depósitos de chatarra y vertederos de basura para extraer materiales valiosos entre los desperdicios.  Están expuestos al plomo, al mercurio y a otras sustancias peligrosas en el proceso.

Imagen del UNICEF
© Lopez
Al este de Guatemala, Marisela (6 años) pesa sólo 9 kilogramos. Esta fotografía obtuvo el segundo puesto en la competición de UNICEF para elegir la foto del año.

“Supongo que alrededor de 800 personas trabajan en el vertedero de residuos tóxicos de Agbogbloshie”, dijo Löffelbein. “Más de la mitad de ellos son niños”.

La imagen de Löffelbein capta el contraste entre el rápido avance tecnológico y sus ruinosos efectos sobre el medio ambiente y las poblaciones pobres. Curiosamente, el niño de la fotografía lleva una camiseta del FC Barcelona con el logo de UNICEF.

Löffelbein es un estudiante de fotoperiodismo en la Universidad de Ciencias Aplicadas y Artes de Hannover (Alemania). “Lo que más me impresionó fue el fuerte deseo de vivir que tienen los niños y su actitud positiva”, dijo.

Una imagen sobre la falta de igualdad

El segundo puesto fue para una fotografía de Marisela, una niña de 6 años con desnutrición grave que pesa 9 kilos y vive al este de Guatemala. La imagen, de J.M. López (España), es un claro ejemplo de los efectos de la pobreza y la desigualdad persistente.

Imagen del UNICEF
© Zuma Press/Calvert
Unos niños reciben la vacuna contra la poliomielitis en el estado de Kano, al norte de Nigeria. La fotografía de Mary Calvert obtuvo el tercer puesto en la competición.

El tercer puesto fue para una imagen, tomada por la fotógrafa estadounidense Mary F. Calvert, de unos niños que reciben la vacuna contra la poliomielitis en el estado de Kano, al norte de Nigeria. Allí, la escasa infraestructura de salud y los rumores sobre los efectos secundarios de las vacunas han contribuido a la propagación de este virus paralizante. Las campañas de salud pública, incluidas las que reciben apoyo de UNICEF, han ayudado desde entonces a aumentar la cobertura de vacunación en el país.

Homenaje a la fotografía documental

La “foto del año”, una competición anual de UNICEF sobre fotografía documental que se celebra en Alemania desde el año 2000, brinda un homenaje a los niños de todo el mundo. Los candidatos deben estar recomendados por expertos en fotografía de renombre internacional. Este año, los expertos nombraron a 119 fotógrafos de 32 países. Los candidatos presentaron 1.228 imágenes a un jurado formado por editores de fotografía, periodistas y directores de arte.

“El concurso de fotografía de UNICEF nos abre los ojos y nos permite darnos cuenta de que los niños necesitan ser fuertes en condiciones insoportables y, para nosotros, inimaginables”, dijo Bettina Wulff, esposa del presidente alemán Christian Wulff, que participó como presentadora en la ceremonia. “La foto del año 2011 apela a nuestro sentido de la responsabilidad. Muestra el lado oscuro de los avances tecnológicos y cómo los desechos electrónicos pueden ser una amenaza para la vida de los niños en otros continentes”, dijo.

Además de los tres ganadores, el jurado también otorgó seis menciones de honor. El primer premiado, Löffelbein, recibió una cámara Leica y su imagen se publicará en la revista GEO. El concurso está patrocinado por Leica Camera AG y la revista GEO, publicada por la editorial Gruner + Jahr AG & Co KG.


 

 

Búsqueda