República Centroafricana

De puerta en puerta en la República Centroafricana para vencer la desnutrición

Imagen del UNICEF
© UNICEF Central African Republic/2013/Hug
Dieu-Donné Pamad, de diecinueve meses de edad (a la derecha) con Karine, su madre, y su hermana menor en la unidad de alimentación terapéutica en el Hospital Bambari.

Por Thomas Hug

En medio de la continua inseguridad en la República Centroafricana, los equipos médicos móviles están adoptando un enfoque proactivo en la lucha contra la malnutrición

BAMBARI, República Centroafricana, 5 de septiembre de 2013 - Dieu-Donné Pamad se sienta en una delgada cama de hospital viendo a su hermana bebé reír y jugar con su madre. A pesar de ser más de un año mayor a los 19 meses, el niño es apenas más grande que su hermana de 4 meses de edad.

Dieu- Donné está en la unidad de alimentación terapéutica en el hospital de Bambari recuperándose de Kwashiorkor, una forma de desnutrición aguda severa causada por la insuficiencia de proteínas y que se caracteriza por la inflamación de los pies y el abdomen, una condición llamada edema.

Desde diciembre de 2012, cuando una coalición de rebeldes armados provocó conflictos e inseguridad en gran parte del país, el acceso a alimentos nutritivos y a asistencia médica ha sido particularmente difícil. En respuesta, UNICEF ha hecho un esfuerzo para llegar a los niños desnutridos a través de un enfoque basado en la comunidad, en colaboración con la ONG asociada International Medical Corps (IMC).

Yendo de puerta en puerta

Como resultado de estas intervenciones, Dieu-Donne, al igual que muchos otros niños, se está recuperando. “Está mejorando, no vomita más. La diarrea se ha detenido y está comenzando a subir de peso“, dice Karine Pamad, la madre de  Dieu-Donne, quien no lo ha dejado solo desde que fue ingresado en la unidad de alimentación terapéutica.

Con tantas familias desplazadas o demasiado temerosas de ir a los centros de salud, los equipos móviles van de puerta en puerta para examinar a los niños. En casos más graves, como el de Dieu-Donne, se organiza la admisión para la atención hospitalaria de alimentación terapéutica.

"Yo no sabía que existían estos servicios. El equipo llegó a mi casa y lo diagnosticó”, dice la Sra. Pamad. "Pude ver que él no estaba mejorando, así que acepté  llevarlo al hospital, y hemos estado aquí durante los últimos diez días."

Imagen del UNICEF
© UNICEF Central African Republic/2013/Hug
Un equipo móvil de UNICEF entrega cajas de medicamentos esenciales al Hospital Bambari.

Junto con otros cinco niños, Dieu-Donné está siendo tratado con Plumpy'nut, alimentos terapéuticos a base de maní con un alto contenido de proteínas y energía. En la habitación de al lado, otros nueve niños están siendo tratados con leche terapéutica.

La unidad de alimentación terapéutica en el Hospital Bambari tiene capacidad para tratar a 22 niños a la vez, pero el desplazamiento y la inseguridad se han traducido en un menor número de padres que buscan ayuda médica para sus hijos, incluso cuando es muy necesaria.

"La gente también tenía mucho miedo de salir de su escondite y llevar a sus hijos para recibir  tratamiento cuando se enfermaban", dice una asistente médica. "Con el inicio de la temporada de lluvias, las personas están en el campo tratando de salvar sus cosechas."

Restaurando los servicios

"Los suministros médicos de UNICEF nos están ayudando a restaurar los servicios de salud aquí en el hospital", dice el Dr. Joseph Sembre Bama, director del Hospital Bambari. Además de proporcionar leche terapéutica y Plumpy'nut, UNICEF también ofrece servicios de salud en el área de Bambari con drogas y medicamentos esenciales, así como con equipos para apoyar la restauración de los servicios de salud de emergencia. En las regiones del norte y el noreste, UNICEF está ayudando a restaurar los servicios de nutrición para pacientes ambulatorios y pacientes hospitalizados, y han tratado a 13.075 niños con desnutrición aguda en todo el país.

 “Incluso antes de la reciente crisis, la República Centroafricana contaba con uno de los peores indicadores de desarrollo en el mundo", dice Souleymane Diabate, Representante de UNICEF en la República Centroafricana. "Los niños en el interior de la provincia se ven particularmente afectados por la crisis, ya que no han contado con servicios básicos de salud desde hace meses. Nuestra prioridad es llegar con urgencia a estos niños con intervenciones de salud, de nutrición y de salvar vidas".

Además de la prestación de asistencia en materia de salud y nutrición, los equipos móviles de UNICEF también están ayudando a reanudar las actividades de educación primaria y juegan un papel importante en la recopilación de datos y realización de evaluaciones que reportan la respuesta humanitaria a quienes la necesitan.


 

 

Fotografía UNICEF: Los niños exsoldados

Búsqueda