Brasil

Los bancos de leche materna han demostrado ser una inversión segura para la salud de los niños prematuros de Brasil

Los bancos de leche materna de Brasil han demostrado ser una inversión segura en el futuro del país, ya que ofrecen un alto rendimiento al proporcionar salud y supervivencia a los ciudadanos más pequeños.  Descarga este vídeo

 

En 2012, antes de la meta de 2015, Brasil alcanzó el Objetivo de Desarrollo del Milenio 4, que consiste en reducir en dos terceras partes la mortalidad de menores de cinco años. Las disparidades que hay en Brasil hacen que todavía quede mucho por hacer, especialmente en algunas comunidades pobres y entre grupos marginales de afrobrasileños y personas indígenas, cuyas tasas de mortalidad de menores de cinco años son todavía demasiado elevadas. 

Como lo demostraron el Programa de madres sociales, la Red Cigüeña, el programa Madre Canguro y los Niños superagentes de la salud infantil, Brasil sigue innovando y realizando progresos para abordar la mortalidad de menores de cinco años.

Los bancos de leche materna en todo el país están proporcionando apoyo vital a los bebés prematuros.

Por Kent Page

FORTALEZA, Brasil, 15 de noviembre de 2013 – Con excepción del trajín de las nuevas madres y enfermeras que vienen y van en batas y zapatillas protectoras, la unidad neonatal de cuidados intensivos del hospital Cesar Cals es muy tranquila. Alrededor de 30 incubadoras y cunas pequeñas de plástico albergan cada una a un bebé pequeño y prematuro que lucha por sobrevivir.

Imagen del UNICEF
© UNICEF Brazil/2013/Page
En Fortaleza, Ligia, que amamanta a su hija, dona su leche a uno de los bancos de leche materna del Brasil para garantizar que los bebés de las madres que no pueden amamantar aprovechen, no obstante, los beneficios saludables de la leche materna.

Gracias a un innovador programa de bancos de leche materna, estos bebés tienen grandes posibilidades de sobrevivir. En todo el país, estos bancos de leche materna ofrecen mayores beneficios que ningún otro banco del mundo: ayudar a reducir la mortalidad entre los bebés prematuros.

Fuentes alternativas de alimentación, técnicas alternativas de alimentación

Un elemento esencial para la salud del recién nacido, la leche materna proporciona nutrientes esenciales y refuerza la inmunidad, protegiendo a los lactantes contra la diarrea, las infecciones respiratorias y otras enfermedades peligrosas. Pero algunas mujeres no pueden producir esta sustancia –o al menos hacerlo en una cantidad suficiente– para sus recién nacidos. Los bancos de leche materna pueden contribuir a marcar la diferencia.

Paula Nunes, una madre reciente, ha estado realizando retiros del banco para su hija Alice Maria, que nació prematuramente en el hospital. “Tengo suficiente leche materna para alimentar a mi bebé durante el día. Pero a veces, por la noche, parece que no puedo producir leche suficiente, y es entonces cuando mi bebé se puede beneficiar de las mujeres que han donado leche al banco de leche materna”, explica. “Me siento tan afortunada que tan pronto como pueda producir leche suficiente, la donaré para poder ayudar a otras madres como yo”.

Las mujeres como Paula, que complementan su propia leche con leche donada, o que no pueden producir su propia leche directamente, deben aprender métodos alternativos para alimentar a sus bebés. Las enfermeras del hospital ayudan a las nuevas madres, enseñándoles a administrar la leche materna por medio de un pequeño vial manual conectado con un tubo de alimentación. Insertado por vía oral, el tubo llega directamente al estómago del bebé.

Imagen del UNICEF
© UNICEF Brazil/2013/Page
La bebé de Paula, Alice Maria, nació prematuramente. Aquí, Alice Maria se beneficia del calor y el contacto con Paula mientras consume una leche materna nutritiva que fue obtenida en el banco de leche materna.

“Las enfermeras me han enseñado a obtener mi propia leche y luego a alimentar al bebé con el tubo”, dice Paula.

Una donación de por vida

En otro vecindario de Fortaleza, bastante lejos del hospital, Ligia, madre de cuatro hijos, quiere realizar un depósito. Llama a un número gratuito. La camioneta de recogida y distribución del banco de leche materna está en camino hacia la casa de Ligia, con un conductor, una enfermera y el equipo especial necesario para obtener sin riesgos la leche materna de Ligia.

Ligia escuchó acerca de la donación de leche materna en Viva Vida, un programa de radio de Pastoral da Criança, una organización religiosa que cuenta con 200.000 voluntarios en Brasil, que trabajan para combatir la mortalidad y la desnutrición infantil. “Pensé que tenía tanta leche que por qué iba a guardarla cuando otras madres la necesitaban”, explica Ligia. “Fue entonces cuando empecé a donar, y lo he estado haciendo desde entonces”.

De hecho, la lactancia materna ha sido un método natural en el hogar de Ligia. “Mi hija mayor tiene ahora 12 años, y le di leche materna hasta que tenía 4. ¡Miren qué grande y qué lista es!”

Poco después de que la enfermera del banco de leche llega, Ligia toma un descanso de sus ocupaciones y se sienta en la cocina para prepararse a ofrecer otra donación de leche materna. Su hijo de cinco años, Levi, se sienta a su lado en una silla, y su hija de 15 meses Lais se acurruca en su regazo. Mientras Lais comienza a alimentarse en el pecho derecho, la enfermera ayuda a Ligia mediante un procedimiento simple a obtener leche de su pecho izquierdo.

Imagen del UNICEF
© UNICEF Brazil/2013/Page
Un trabajador de la salud utiliza un tubo de alimentación para administrar leche materna a un bebé prematuro en una unidad de cuidados intensivos del hospital Cesar Cals, en Fortaleza. Los trabajadores enseñan la técnica de alimentación a las mujeres que no pueden amamantar a sus recién nacidos.

“Esta es una de las cosas más bellas que uno puede hacer en el mundo”, dice Ligia con una sonrisa. “Me hace sentirme tan bien el poder donar mi leche materna y saber que estoy ayudando a otra mujer y a su bebé. ¡Es simplemente maravilloso!”

Las madres canguro

Para complementar los beneficios de los bancos de la leche materna, el hospital Cesar Cals participa también en la iniciativa Madres Canguro, un enfoque innovador para prestar atención a los bebés prematuros o con bajo peso al nacer que necesitan atención especial, pero no cuidados intensivos.

Las investigaciones han demostrado que el mejor lugar para amamantar a los bebés es en estrecho contacto con sus madres, una técnica que recuerda a los canguros en la bolsa de sus madres.

Una lactancia cálida y saludable son las bases de este método. Pero más que nada es la relación de amor y cercanía que se establece entre la madre y el niño lo que ayuda a los bebés prematuros y con bajo peso a sobrevivir. La voz de la madre, su pulso y su respiración sirven para enriquecer los estímulos neurológicos y cognoscitivos, mientras que el contacto físico constante mejora el ritmo respiratorio y cardíaco del pequeño.

Y aunque los expertos de salud siguen prestando apoyo y cualquier supervisión necesaria, son las madres, no los médicos o las enfermeras, quienes se sienten responsables y a cargo de la atención de sus bebés.

Para Paula, que ha mantenido a Alice Maria envuelta en una manta y apretada contra su pecho, el método tiene además otro beneficio: sus manos están libres para sostener el vial y el tubo de leche materna mientras alimenta a Alice Maria, que responde estirando sus manos para que Paula incline el cuello y le dé un beso.

Bancos de leche materna en Brasil y en otras partes

Según Paulo Bonilha, Coordinador del programa de salud infantil del Ministerio de Salud, Brasil dispone de la mayor red de bancos de leche materna del mundo. “Tenemos más de 210 bancos de leche materna en todos los estados del país”, dice. “Brasil ha creado también una red importante fuera de nuestras fronteras, y ahora la mayoría de los países de América Latina tienen sus propios bancos de leche establecidos por los trabajadores de salud de Brasil.

“Y el año pasado”, añade, “creamos el primer banco humano en África –en Cabo Verde– y esperamos crear más bancos de leche en otros países africanos por medio de una tecnología de bajo costo que ayuda a salvar las vidas de los niños prematuros”.


 

 

UNICEF Photography: Committing to child survival

Búsqueda