Tailandia

Los niños y niñas de Tailandia desenmascaran el estigma de vivir con VIH/SIDA

Imagen del UNICEF: Thailand, HIV/AIDS
© UNICEF Thailand/2007/Thomas
Un grupo de niños y niñas tailandeses que viven con VIH/SIDA pone en escena una obra teatral que refleja sus esperanzas, temores y sueños.

Por Nattha Keenapan

CHIANG MAI, Tailandia, 10 de julio de 2007 – En un escenario montado en el Museo de Arte de la Universidad Chiang Mai, varios niños y niñas enmascarados representan una pieza teatral titulada “¿Quién soy? ¿Por qué estoy aquí?”. La obra expresa el dolor, los temores y las esperanzas de sus jóvenes protagonistas en su condición de niños y niñas que viven con VIH/SIDA en Tailandia.

”¿Nos atrevemos a quitarnos las máscaras?”, les pregunta uno de los jóvenes a los otros 24 niños con quienes comparte el escenario. “¿No saben lo que nos hará la gente si se entera de qué somos y qué  tenemos? No es que vivamos con una enfermedad  terrible, sino que vivimos en un mundo terrible”.

Esta puesta en escena en el Museo de Arte de la Universidad Chiang Mai constituyó la octava representación de la obra desde su debut en Tailandia, que se produjo exactamente un año antes. “¿Quién soy? ¿Por qué estoy aquí?” forma parte de un proyecto orientado a fomentar las actividades creativas de unos 400 niños y niñas tailandeses de 10 a 16 años de edad que viven con el VIH.

El arte genera confianza

El proyecto, que cuenta con el apoyo de UNICEF, se puso en marcha en 2003 y está a cargo de la organización no gubernamental Grupo Entendemos. En el mismo se emplea el dibujo, la pintura, la fotografía y el teatro para generar en los niños y niñas confianza en ellos mismos y ayudarles a superar la discriminación que confrontan de manera cotidiana.

“En nuestra sociedad, la gente no comprende aún el VIH/SIDA”, señala Chutima Saisengjan, Coordinadora del Proyecto del Grupo Entendemos. “Debido a esa incomprensión, los niños y niñas con VIH/SIDA sufren enormemente. Nosotros descubrimos que las artes son muy útiles para tratar ese problema”.

La Sra. Saisengjan ha notado que a medida que el proyecto ha ido avanzando, se han producido marcados cambios en el comportamiento de los niños. La confianza en ellos mismos que han ido adquiriendo los jóvenes actores se refleja en la manera en que ahora ponen fin a la obra. Pese a que en las representaciones iniciales muchos niños se mostraban poco dispuestos a quitarse las máscaras, ahora lo hacen sin vacilar, y enfrentan al público, listos para contestar todas las preguntas que les hagan.

“Creo que ahora siento más amor por mí mismo”, afirma Aom, de 15 años de edad. “Antes, ni siquiera tenía ganas de despertarme y levantarme a la mañana. No quería ver a nadie. Ahora, en cambio, comprendo cuánto valgo. Me alienta escuchar los aplausos del público”.

La última representación

En mayo de 2006, los niños y niñas pusieron la obra en escena para Nane Annan y otros altos funcionarios y dignatarios. La Sra. Annan quedó tan conmovida por la representación que realizó las gestiones necesarias para que en la XVI  Conferencia Internacional sobre el SIDA, que se llevó a cabo el año pasado en Toronto, se presentara una filmación de la obra. En esa conferencia también se mostró la película titulada “The Sea Has a Secret”, en la que se escuchan las voces de los niños y niñas y se muestran sus obras artísticas.

Este mes, el joven elenco de “¿Quién soy? ¿Por qué estoy aquí?” ofrecerá la última representación de la obra durante la Conferencia Nacional sobre el SIDA, que se llevará a cabo en Bangkok y a la que asistirá el General Surayud Julanont, Primer Ministro de Tailandia. El año próximo, el proyecto se ampliará de manera que incluya a 90 niños y niñas más en todo el país.

“Estos niños han demostrado lo que pueden hacer”, afirmó Panda Thapanangkun, profesor de teatro del grupo. “El VIH/SIDA no les impide aprender. Por el contrario, las presiones que sienten en sus vidas les impulsan a comunicarse mejor con el mundo”.


 

 

Campaña contra el Sida


Este sitio está disponible en inglés
Búsqueda