Panorama: Níger

Las vacunas contra la poliomielitis llegan a las aldeas más apartadas del Níger

Imagen del UNICEF
© UNICEF Niger/Cojocaru/2009
Ali Boureima, Coordinador de Inmunización del distrito sanitario de Tillabery, navega por el Río Níger llevando vacunas contra la poliomielitis a las comunidades isleñas.

Por Violeta Cojocaru

GARBEY KOUROU, Níger, 6 de marzo de 2009 – En la víspera del inicio de una campaña de vacunación contra la poliomielitis que se llevó a cabo la semana pasada en ocho países de África occidental, Ali Boureima, Coordinador de Inmunización en el distrito sanitario nigerino de Tillabery, distribuyó la última tanda de vacunas contra la poliomielitis destinadas a nueve aldeas localizadas en islas del Río Níger.

 Vea el VIDEO

Para llegar a esas comunidades apartadas, que consideran al río y los alimentos que obtienen de él regalos de Dios, el Sr. Boureima tuvo que contratar una piragua. El Coordinador de Inmunización sabía que el río puede representar una barrera al avance de la medicina moderna, pero también sabía lo importante que era que las vacunas llegaran a destino. En 2008, en el Níger se registraron 12 casos de poliomielitis, de los cuales uno ocurrió en el distrito de Tillabery. En lo que va de 2009 se han registrado tres casos más en distintos puntos del país.

El Sr. Boureima llegó en 30 minutos a su destino –la aldea de Sawani– donde entregó un refrigerador a gas en el que las vacunas permanecieron almacenadas hasta el día siguiente.

El objetivo es la erradicación

La campaña de inmunización llevada a cabo recientemente en Sawani y en la región circundante formó parte de la Iniciativa Mundial de Erradicación de la Poliomielitis, que lleva a cabo una alianza encabezada por la Organización Mundial de la Salud, el Movimiento Internacional Rotario, los Centers for Diseases Control and Prevention de los Estados Unidos y UNICEF.

El 27 febrero, primer día de la campaña, se llevó a cabo una ceremonia inaugural en la aldea de Garbey Kourou a la que asistieron diversos funcionarios de la zona. El año pasado, seis familias de esta aldea se negaron a que sus hijos fueran vacunados.

Lamin Abdumaye, representante del Gobernador, les recordó a los ancianos las otras enfermedades que ya habían sido eliminadas. “Teníamos la viruela, teníamos la enfermedad del sueño... ¿y cómo se las erradicó?”, preguntó. “Se las erradicó gracias al esfuerzo coordinado del sector de la salud y a la toma de medidas de prevención”.

El papel de los padres
También estaban presentes otros funcionarios públicos, así como dirigentes religiosos y líderes tradicionales, entre ellos Mahamadou Djinge, quienes también se refirieron a los beneficios de la vacunación.

Los esfuerzos encabezados por el Sr. Djinge estuvieron dirigidos a la población de 26 aldeas localizadas en varias islas del Río Níger. El Sr. Djinge se dirigió tanto a los hombres como a las mujeres pero hizo hincapié en el papel que deberían cumplir los padres, quienes por lo general son los que deciden si sus hijos e hijas serán o no vacunados.

“La alianza de los dirigentes tradicionales y UNICEF ha concentrado sus esfuerzos de apoyo a la campaña de vacunación en concienciar a la población de las aldeas acerca de la importancia de la inmunización”, expresó.

Casa por casa
La campaña de inmunización en el distrito de Tillaberry estuvo a cargo de 226 equipos de vacunación que fueron de casa en casa administrando a niños y niñas las preciosas gotas de la vacuna oral contra la poliomielitis, una enfermedad potencialmente mortal.

Balkissa, una mujer de 26 años de edad, estaba muy feliz porque su hija de 11 meses había sido vacunada. Balkissa ha ido a la escuela y sabe qué es la poliomielitis. La abuela de la niña explicó que ha conocido muchas personas incapacitadas por esa enfermedad y agregó que alentaba a todas las madres a que vacunaran a sus hijos.

Imagen del UNICEF
© UNICEF Niger/Cojocaru/2009
El Alcalde de la aldea de Garbey Kourou, en el distrito sanitario nigerino de Tillabery, vacuna contra la poliomielitis a una niña de corta edad. La campaña de vacunación en ese distrito tuvo como objetivo la inmunización de 66.000 niños y niñas.

En Sayani, otra aldea insular donde se registró el único nuevo caso de poliomielitis en los últimos tres años, Badamasi, de dos años de edad, jugaba pacíficamente con su familia. El niño no había sido vacunado en la campaña de inmunización anterior, aparentemente porque sus padres creyeron que el niño corría muy poco peligro. Sin embargo, Badamasi se infectó el año pasado y sus padres quedaron desolados.

“Quiero que sean saludables”
Desde entonces, el padre del niño se dedicó a difundir información sobre los beneficios de la vacunación y el peligro de discapacidad que representa la enfermedad. Asimismo, el hombre ha alentado a todas las familias de su aldea a que colaboren con las actividades de inmunización.

Cuando el equipo de vacunación llegó a Sayani, muchos pobladores se acercaron a sus integrantes para pedirles que inmunizaran a sus hijos. “Cada vez que lleguen los vacunadores, vacunaremos a nuestros niños y niñas”, explicó una mujer. Su marido, que enseña religión, agregó: “Mi esposa puede recibir a los vacunadores aunque yo no esté en el hogar. Quiero que mis hijos sean saludables”.

En este ciclo inicial de vacunación contra la poliomielitis, el objetivo consistió en inmunizar a más de 66.000 niños y niñas menores de cinco años del distrito de Tillaberry, que representan sólo una fracción de los 4,2 millones de niños que viven en el Níger. Durante la campaña regional sincronizada, que concluirá la última semana de marzo con el segundo ciclo de inmunización, se vacunará a unos 53 millones de niños y niñas.


 

 

Vídeo (en inglés)

27 de febrero de 2009: Elizabeth Kiem, corresponsal de UNICEF, informa sobre la campaña de vacunación contra la poliomielitis en las comunidades de la cuenca del Río Níger. VIDEO  alta | baja

Obtengan vídeo de calidad profesional en The Newsmarket

Búsqueda