Bangladesh

Bangladesh se prepara para llevar a cabo la mayor campaña de inmunización contra el sarampión de la historia

Imagen del UNICEF
© UNICEF Bangladesh/2005/ Kiron
Los alumnos y alumnas de la escuela primaria de Shishu Niketon, in Bogra, esperan en fila para recibir la vacuna contra el sarampión, en septiembre de 2005.

Por Kirsty McIvor

DHAKA, Bangladesh, 17 de febrero de 2006 – Los 33,5 millones de niños y niñas de Bangladesh constituyen el objetivo de la campaña de inmunización contra el sarampión más grande de la historia. Con el respaldo de UNICEF, la Organización Mundial de la Salud (OMS) y otros aliados, el gobierno de este país organiza la entrega de suministros y prepara a los agentes sanitarios, los voluntarios y la población en general para el inicio de esta campaña sin precedentes, que se llevará a cabo durante tres semanas a partir del 25 de febrero.

La magnitud de esta campaña hará posible que todos los niños y niñas menores de 10 años, incluidos aquellos que ya han sido inmunizados contra el sarampión, reciban la vacuna contra esa enfermedad. El propósito consiste en reducir lo antes posible el número de muertes debidas a esa enfermedad, y en mantener posteriormente esas tasas menores. En la actualidad, en Bangladesh mueren anualmente debido al sarampión unos 20.000 niños y niñas.

Ese fue el caso de Hossain, un niño de corta edad que murió hace tres meses en brazos de su madre, Fahtema.

La madre quería inmunizar a Hossain. "Pero no pude porque tenía que pagar 20 takas”, explica Fahtema. La suma, algo menos de 30 centavos de dólar estadounidense, puede parecer pequeña, pero para esa madre se trataba de escoger entre gastar el salario de un día en comida para su familia o en pagar una inyección para Hossain.

Imagen del UNICEF
© UNICEF Bangladesh/2005/ Kiron
Para diseminar información acerca de la campaña de inmunización en Bangladesh se emplean megáfonos.

Fahtema cuenta que la primera vez que Hossain se sintió mal, el niño estaba jugando fuera de la casa, como de costumbre. Cuando le subió la temperatura, la madre lo llevó al médico, quien le recetó paracetamol y reposo. Después de tres días de fiebre, le apareció el sarpullido propio de la enfermedad. Sin embargo, los vecinos le dijeron a Fahtema que no había necesidad de llevarlo nuevamente al doctor.

“Hossain mejoró un poco, y durante tres días desapareció el sarpullido”, continúa diciendo la madre. "En esos tres días, el niño jugó con sus amigos. El día que murió había estado jugando con otros niños, paseando por el camino, como hacía siempre; y por primera vez desde que se había enfermado había bebido un poco de jugo de caña de azúcar”.

Esa mañana, Fahtema había salido temprano para su trabajo. Cuando regresó a la pequeña choza en que viven, encontró a su hijo recostado, en estado de languidez. "Regresé y lo puse sobre mi regazo, para darle un poco de agua. Bebió un solo sorbo y murió. Murió en mis brazos", recuerda la madre.

Khadeza, de 13 años de edad, la hija mayor de Fahtema, extraña a su hermanito. "Cuando alguien le regalaba algo, él se sentía tan feliz", recuerda con una triste sonrisa en el rostro. "Siempre estaba corriendo o jugando a que peleaba con los otros niños. Siempre riendo".

Imagen del UNICEF
© UNICEF Bangladesh/2005/ Kiron
Un niño recibe la vacuna contra el sarampión en la escuela primaria gubernamental de Fulbari, en Bogra, durante la primera fase de la mayor campaña de inmunización de la historia.

Khadeza gana mensualmente unos 700 takas (equivalentes a unos 10 dólares estadounidenses) como empleada doméstica, que es uno de los trabajos infantiles más comunes. Fahtema, por su parte, apenas gana entre 500 y 600 takas (entre ocho y nueve dólares estadounidenses) por mes clasificando desperdicios y reciclándolos. La familia paga 600 takas mensuales de alquiler por la pequeña choza de bambú de tres metros por tres metros en que vive en un tugurio urbano en Dhaka. Debido a que todo lo que gana Fahtema se gasta en el alquiler, la familia, que ya cuenta con cinco niños, depende de los ingresos de Khadeza para la compra de los alimentos para todo el mes y para todos los demás gastos. Desde la muerte de Hossain, la familia no ha tenido noticias del marido de Fahtema y padre de los niños, ni ha recibido un centavo de él.

Fahtema se asegurará esta vez de que todos sus hijos e hijas sean vacunados contra el sarampión. Tres de ellos por lo menos serán vacunados de manera gratuita durante la Campaña de actualización de la inmunización contra el sarampión. Y también está informando a sus vecinos acerca de la campaña gratuita de vacunación. En esta comunidad donde las familias mantienen vínculos muy estrechos y literalmente viven comparten sus vidas con los demás, muchas personas resultaron infectadas por el brote de sarampión que le costó la vida a Hossain. Los integrantes de esta comunidad demostraron su solidaridad donando el poco dinero que tenían para costear el funeral del niño.

La primera fase de la Campaña de actualización de inmunización contra el sarampión comenzó en septiembre del año pasado, cuando con el apoyo del Gobierno de Bangladesh, el Gobierno de Japón, el organismo estadounidense Centers for Disease Control and Prevention, la OMS y UNICEF, se pudo vacunar a 1,5 millones de niños y niñas. La segunda fase comenzará el 25 de febrero. La Oficina de UNICEF en Bangladesh ha garantizado en ambas fases de la campaña un suministro adecuado de vacunas y el equipo de la cadena de refrigeración necesario para poder transportarlas, así como jeringas adicionales. También ha colaborado en la concientización de la comunidad acerca de la necesidad de la inmunización.

A partir del 25 de febrero, los equipos de vacunación visitarán escuelas, puesto sanitarios, estaciones de ferrocarril y de autobuses, parques y plazas, cárceles y tugurios con el objetivo de garantizar la vacunación de los niños y niñas invisibles y excluidos, como los hijos de Fahtema, que no son atendidos en los centros sanitarios principales debido a su situación de extrema pobreza.


 

 

Vídeo (en inglés)

17 de febrero de 2006:
Rachel Bonham Carter, corresponsal de UNICEF, informa acerca de la campaña de inmunización contra el sarampión más grande de la historia, que se llevará a cabo en Bangladesh.

baja | alta Anchura de banda
(Real player)

Periodistas:
Obtengan vídeo de calidad profesional en The Newsmarket

Enlaces

Hoja de datos de la campaña contra el sarampión [pdf - en inglés]

Reducir la mortalidad por sarampión

Inmunización "y más"

Nigeria completa la mayor campaña contra el sarampión de la historia de África [vídeo]

Búsqueda