Lesotho

En Lesotho se prestan servicios de salud a todas las embarazadas para eliminar las infecciones pediátricas por VIH

Imagen del UNICEF
© UNICEF Lesotho/2011/Mohale
Unas embarazadas participan en la presetnación del programa "Mafao" en Lesotho. Mofao, también conocido como conjuntos para la madre y el bebé, contienen antibióticos y otros suministros médicos necesarios para mantener sanos a las madres y a sus bebés.

Por Malume Mohale

PHELINDABA, Lesotho, 30 de mayo de 2012. Thato* y su marido Thabang Peli* son ambos seropositivos. Tienen buena salud, gracias a la terapia antirretroviral que siguen regularmente. Además, gracias a las terapias preventivas sus dos hijos de 5 años y 9 meses nacieron sin el virus.

Apoyo para embarazadas con el VIH

Cuando Thato se quedó embarazada de su primer hijo, su suegra Mathabang Peli* insistió que visitara la clínica prenatal. Durante una consulta prenatal y con su suegra al lado, Thato supo de su condicón de seropositiva.

“Siempre acompaño a mi nuera a la clínica y me siento con ella cuando las enfermeras dan charlas para madres y bebés", afirmó Peli.

Thato empezó un curso de medicamentos y servicios diseñados para prevenir la transmisión del VIH de madre a hijo. Peli brindó su apoyo y garantizó que Thato tomara sus medicinas puntualmente. "Sé que si dan a luz a bebés sanos, nuestro linaje familiar se mantendrá vivo", afirmó Peli.

Los embarazos de Thato también fueron fáciles gracias a Matlohang Qhobela, una trabajadora de la salud comunitaria de la ONG Mothers2Mothers, que asiste a las madres seropositivas. Qhobela es responsable de organizar los grupos de apoyo para enseñar importantes habilidades para la vida a las mujeres embarazadas que tienen el VIH, tales como si conviene revelar la condición de seropositivo a la pareja o los familiares.

“Hay casos donde las mujeres deben ocultar a veces si tienen el VIH y las medicinas a sus parejas y a la familia por temor a ser percibidos negativamente", expuso Qhobela.

Reducir la transmisión de madre a hijo

En Lesotho, la transmisión del VIH de madre a hijo es la segunda manera más común de transmisión, después de las relaciones heterosexuales. En 2009, el estudio Lesotho Sentinel revela una estimación del 27,7% de embarazadas que acuden a las clínicas prenatales y ya están infectadas con el VIH. Según el Ministerio de Salud y bienestar social, de los 55.000 bebés nacidos anualmente en Lesotho, 15.235 nacen de mujeres seropositivas y, en ausencia de cualquier intervención para prevenir la transmisión de madre a hijo, se estima que cada año se producirán 6.094 nuevas infecciones pediátricas por VIH.

Al igual que Thato, muchas mujeres de Lesotho se enteran por primera vez de su situación con el VIH durante el embarazo, lo que refleja una falta de conocimiento exhaustivo sobre el VIH y el bajo uso de los exámenes médicos. Para abordar esta cuestión, las estrategias de salud pública en Lesotho se centran en la mejora de la salud de las madres seropositivas y en reducir la transmisión del virus a sus hijos durante el embarazo, el trabajo de parto, el alumbramiento y la lactancia. Estos servicios también proporcionan una oportunidad para implantar enfoques integrados, de alta calidad y en torno a la familia, para la prevención y tratamiento del VIH/SIDA centrados no sólo en la madre sino también en el bebé y en toda la familia.

Atención para todas las embarazadas

Semejante enfoque lo ofrecen los "Mofao", también conocidos como los conjuntos para la madre y el bebé, que contienen tratamientos y antibióticos antirretrovirales que mantienen con buena salud a las madres seropositivas y a sus bebés. Las mujeres que reciben este conjunto abandonan la clínica con instrucciones claras sobre qué medicinas tomar, en qué momento y cuáles administrar a sus bebés tras el nacimiento. Es gracias a este conjunto que madres como Thato han mantenido a sus bebés lejos del VIH.

Con el apoyo de UNICEF, el conjunto se ha mejorado recientemente para ayudar a las embarazadas, independientemente de si tienen el VIH o no. El contenido se embala en cajas con arreglo a un código de tres colores y se distribuyen a todas las embarazadas que acuden a las clínicas prenatales del país. Las embarazadas seropositivas reciben el conjunto de tratamientos antirretrovirales, mientras que las embarazadas sin el VIH reciben un conjunto con micronutrientes y pastillas de vitamina A. Desde enero de 2011 se han distribuido unos 40.000 conjuntos en las instalaciones de salud pública que prestan los servicios de prevención de la transmisión del VIH de madre a hijo.

Según informa la oficial de salud UNICEF, Blandinah Motaung, los conjuntos son particularmente esenciales para las mujeres que presentan dificultades para regresar a las clínicas prenatales: "la primera visita es el período más importante para intervenciones adecuadas de prevención de la transmisión. Se registra un 91,8% de mujeres que acuden a las clínicas prenatales por lo menos una vez, mientras que el 71% acude cuatro veces, 'Mofao' es una estrategia para el uso de las medicinas para la prevención de la transmisión a una mayor proporción de madres, incluso a las desfavorecidas por las dificultades del terreno o por vivir en zonas de díficil acceso".

*Nombres ficitios para proteger la identidad


 

 

Campaña contra el Sida


Este sitio está disponible en inglés
Búsqueda