HAR_graphic_sp
Languages
English
Français

WCARO Reportaje sobre la República Centroafricana

© UNICEF Central African Republic/2009/Murakatete

Marina, de 16 años, amamanta a su hijo, gravemente desnutrido, mientras esperan asistencia en un centro de nutrición apoyado por UNICEF en Bossangoa. Una encuesta entre UNICEF y el Gobierno indica que la desnutrición aumenta en este país afectado por el conflicto.

UNA ALIANZA CONTRA LA DESNUTRICIÓN EN LA REPÚBLICA CENTROAFRICANA

BOSSANGOA, Septiembre de 2009 - “¡Me siento tan impotente! Escucho llorar a mis hijos, pero no puedo hacer nada. Querría poder ayudarles, pero no tenemos nada de comer. ¡Me siento muy frustrada! Lloro con ellos hasta que ya no podemos llorar más", dice Marina mientras espera turno frente al centro de alimentación terapéutica de Bossangoa con su hijo de 10 meses en brazos.

Marina Feïganazoui, de 16 años de edad, permanece en el centro desde hace dos semanas y media, donde su hijo recibe tratamiento, ya que sufre desnutrición aguda grave. Cuando su hijito se enfermó, Marina se sintió inicialmente impotente, sin saber qué hacer. Pero sus vecinos le mencionaron un centro de atención de la salud administrado por una ONG en una aldea cercana. Marina fue caminando con su bebé hasta el centro, que recibe apoyo financiero de UNICEF, rezando por el camino por que allí le prestaran ayuda.

Afortunadamente, Marina llevó al niño al centro de nutrición cuando todavía estaba a tiempo para recibir tratamiento. Aunque el bebé aún no está completamente sano, ha recuperado fuerzas gracias a los cuidados intensivos y al tratamiento contra la desnutrición, que consiste en un régimen de leche terapéutica y productos alimenticios ricos en micronutrimentos esenciales, como Plumpy nut, F-75 y F-100. Se trata de productos adquiridos por UNICEF y almacenados en los centros de nutrición.

El centro de nutrición terapéutica de Bossangoa es una de las dependencias de alimentación terapéutica que funcionan en la parte septentrional del país, donde también se implementan 26 programas terapéuticos para pacientes ambulatorios. En su conjunto, esos establecimientos de alimentación terapéutica brindan mensualmente tratamiento a unos 1.200 niños y niñas con desnutrición aguda grave. Los centros reciben ayuda de UNICEF y sus aliados.

En colaboración con el Ministerio de Salud y diversas ONG nacionales e internacionales, UNICEF también respalda la capacitación del personal sanitario y de los agentes sanitarios comunitarios con el objetivo de que puedan ofrecer servicios adecuados de evaluación y gestión individualizada de casos de desnutrición aguda, y garantizar de esa manera la detección y el tratamiento oportuno de los niños y niñas afectados por la desnutrición.

Los datos provenientes de una reciente encuesta llevada a cabo por Gobierno de la República Sudafricana y UNICEF indican que las tasas de desnutrición aguda grave y de desnutrición aguda moderada de los menores de cinco años están en aumento. Al mismo tiempo, el grado de acceso a la atención adecuada de la salud sigue siendo limitado, además de persistir la escasez generalizada de medicamentos y equipos. Aún en los casos en que se dispone de servicios de atención de la salud, para la mayoría de la población del país los costos del transporte y del servicio médico son prohibitivos.

UNICEF trabaja en las zonas de la región septentrional de la República Centroafricana afectadas por los conflictos armados, así como en la parte meridional, donde se registra un incremento de la inseguridad alimentaria y de los precios de los artículos de primera necesidad. Además de colaborar con la respuesta a la situación de emergencia nutricional, UNICEF abogará por que el Ministerio de Salud asigne suficientes fondos, personal y recursos para que los centros de alimentación terapéutica puedan funcionar de manera eficaz a nivel provincial y de distrito.