har_2009_header_sp
Languages
English
Français
عربي

ÁFRICA OCCIDENTAL Y CENTRAL GUINEA-BISSAU: RESUMEN DE LA SITUACIÓN DE EMERGENCIA

© UNICEF Guinea-Bissau/2008/Pirozzi

Asana Bayo, de cinco años, en el centro de salud Quebo, de la región de Tombali, recibe tratamiento contra el paludismo.

CUESTIONES CRÍTICAS PARA LA INFANCIA Y LAS MUJERES

Guinea-Bissau es un país que ha salido de una situación de conflicto y que todavía no ha logrado superar una década de inestabilidad política. A la destrucción de las infraestructuras sociales que se produjo durante la guerra de 1998 a 1999 le ha seguido una falta de inversión en el sector público y privado que ha causado un deterioro mayor de las escasas infraestructuras que todavía permanecen. Los problemas presupuestarios del Gobierno conllevan una y otra vez que los empleados gubernamentales no reciban sus salarios, lo que afecta la prestación de los pocos servicios sociales básicos disponibles (que son de mala calidad). Esta situación tiene consecuencias especialmente graves sobre los grupos más vulnerables: los niños, los adolescentes y las mujeres. El Gobierno carece de recursos humanos y financieros para invertir en el desarrollo y se necesitan grandes esfuerzos para mejorar la situación socioeconómica.

Los resultados de la última Encuesta de Indicadores Múltiples por Conglomerados (MICS 2006) indican un aumento en las tasas de mortalidad infantil y un acceso reducido a la educación primaria. La contaminación que suponen los restos materiales de guerra, especialmente minas y explosivos, se ha convertido en una emergencia 'olvidada'. El aumento reciente en el tráfico de drogas y las altas tasas de desempleo hacen que los adolescentes y los jóvenes escolarizados sean especialmente vulnerables. El cólera es una enfermedad endémica en Guinea-Bissau. Desde mayo de 2008, el país sufre una epidemia a gran escala, que hasta el 2 de noviembre registraba un total de 13.327 casos, con muertes (una tasa de letalidad de un 1,6%).

ACCIÓN HUMANITARIA PLANIFICADA PARA 2009

UNICEF encabeza el grupo de nutrición, agua, saneamiento e higiene, educación y protección y preside el grupo de asociados para la educación. En 2009, se espera que los programas que reciben apoyo de UNICEF alcancen a por lo menos 918.000 niños y adolescentes (entre ellos 272.000 menores de cinco años) y a 60.000 mujeres embarazadas.

Salud y nutrición: UNICEF adquirirá y distribuirá 60.000 mosquiteros tratados con insecticidas; adquirirá medicamentos esenciales para situaciones de emergencia, micronutrientes y conjuntos de salud para 30 centros de salud que sirven a 500.000 personas; capacitará a 60 agentes de salud, 60 parteras y 120 trabajadores de salud comunitarios; apoyará 24 centros de alimentación terapéutica, que beneficiarán a por lo menos 350 niños desnutridos; y capacitará a 48 agentes de salud en la gestión de la desnutrición grave aguda.

Agua, saneamiento e higiene: UNICEF protegerá los pozos tradicionales en los vecindarios periurbanos de la capital Bissau y otras zonas en peligro; desinfectará periódicamente pozos y mejorará la recogida higiénica de agua. UNICEF promoverá la depuración de agua en el hogar y el lavado de manos por medio de campañas de comunicación y demostración, como intervención de bajo costo y de amplias repercusiones. Estas campañas estarán dirigidas por lo menos a 300.000 personas.

Educación: UNICEF seguirá prestando apoyo al desarrollo del Plan Educativo Sectorial, asegurando que las estrategias incluyan claramente a niños y adolescentes desescolarizados; capacitará a alrededor de 500 maestros en aptitudes para la vida práctica, derechos humanos, igualdad entre los géneros y educación para la paz; prestará apoyo a las iniciativas comunitarias para la construcción de por lo menos 30 escuelas por medio del fomento de la capacidad y el suministro de materiales.
 
Actividades contra las minas: UNICEF desarrollará un manual de educación sobre los peligros de las minas para la escuela primaria; proporcionará cursos de recuperación a por lo menos 70 maestros que ya lo recibieron en 2004 y capacitará a otros 70 maestros; distribuirá mensajes acerca del manual sobre los peligros de las minas entre los grupos de adultos y de niños que viven en zonas afectadas por minas y explosivos sin detonar mediante canales de comunicación de radio y tradicionales en las comunidades. Esta intervención llegará a por lo menos 50.000 personas, de las cuales 20.000 son niños.

Resumen de las necesidades de emergencia de UNICEF para 2009*
Sector Dólares EEUU
Salud y nutrición 535,000
Agua, saneamiento e higiene 856,000
Educación 535,000
Actividades contra las minas 156,000
Total** 2,082,000

* Los fondos recibidos en este llamamiento se utilizarán para responder a las necesidades inmediatas y a mediano plazo de los niños y las mujeres tal como se indica arriba. Si UNICEF recibiera fondos en exceso de las necesidades financieras de mediano plazo para esta situación de emergencia, UNICEF utilizará estos fondos para apoyar otras situaciones de emergencia que no cuenten con suficiente financiación.
** El total incluye una tasa máxima de recuperación del 7%. La tasa real de recuperación de las contribuciones se calculará según la Decisión de la Junta Ejecutiva de UNICEF 2006/7, fechada el 9 junio de 2006.

LATEST NEWS FROM RELIEF WEB

Sorry, the news reader is experiencing technical difficulties. Please try again later.