Facts for Life
Version française | English version      

 

El VIH/SIDA

Información complementaria

Mensaje fundamental 3:

Toda persona que sospeche que podría estar infectada con el VIH debe ponerse en contacto con un agente de salud o acudir a un centro de detección del VIH/SIDA para someterse a una prueba y recibir orientación confidencial.

Las pruebas del VIH y los servicios de orientación pueden facilitar una detección temprana del virus y ayudar a que las personas infectadas obtengan los servicios de apoyo que necesitan, reciban tratamiento para otras enfermedades infecciosas que puedan padecer y aprendan técnicas para vivir con el VIH/SIDA y evitar el contagio a otras personas. La orientación y las pruebas pueden servir también para evitar, por medio de la educación sobre relaciones sexuales seguras, que las personas que no están infectadas se contagien.

Si el resultado de una prueba del VIH/SIDA es negativo, esto significa que la persona que ha sido sometida a la prueba no está infectada o que es demasiado temprano para detectar el virus. Es muy posible que la prueba de la sangre no detecte la presencia del VIH durante los primeros tres a seis meses. La prueba debe repetirse tres meses después de cualquier posible exposición a una infección por el VIH. Debido a que cualquier persona infectada puede transmitir el virus en cualquier momento, es importante practicar la abstinencia, evitar la penetración o utilizar preservativos durante las relaciones sexuales.

Las familias y las comunidades deben exigir y apoyar el acceso a pruebas confidenciales para detectar el VIH/SIDA, a servicios de orientación y a información para proteger a los adultos y a los niños contra la enfermedad.

Una prueba del VIH/SIDA puede ayudar a las parejas a decidir si deben tener hijos. Si uno de los compañeros está infectado, él o ella puede infectar al otro mientras intentan la concepción.

Es posible impedir la propagación del VIH a la próxima generación si los jóvenes disponen de información sobre la transmisión del VIH/SIDA, tienen la posibilidad de abstenerse de practicar actividades sexuales y obtienen acceso a condones.

  << Página anterior   Página siguiente >>