Facts for Life
Version française | English version      

 

La tos, los catarros y otras enfermedades más graves

Información complementaria

Mensaje fundamental 5:

Los niños y las mujeres embarazadas corren mayores riesgos cuando están expuestos al humo del tabaco o del fuego para cocinar.

Los niños que viven en un ambiente cargado de humo tienen más propensión a contraer neumonía y otros problemas respiratorios.

La presencia de humo puede perjudicar la salud del niño incluso antes de nacer. Las mujeres embarazadas no deben fumar ni sufrir los efectos del humo.

Los jóvenes comienzan por lo general a fumar durante la adolescencia y tienen más posibilidades de hacerlo si los adultos que los rodean fuman, si el tabaco se anuncia y se promueve con frecuencia y si los productos derivados del tabaco tienen precios módicos y se pueden adquirir con facilidad. Es necesario alentar a los adolescentes a que no fumen y advertir a sus amigos sobre los peligros de esta actividad.

  << Página anterior   Página siguiente >>