UNICEF en situaciones de emergencia

La respuesta de UNICEF ante la creciente violencia en el Líbano e Israel

Imagen del UNICEF
© Reuters/Karim
Un niño está parado al lado de una sección de carretera destruida por el bombardeo en Beirut, el cual ha causado graves daños en la infraestructura principal de la capital libanesa.

Por Chris Niles y Sabine Dolan

NUEVA YORK, Estados Unidos, 19 de julio de 2006 – Mientras la crisis en el Líbano e Israel entra en su segunda semana consecutiva, UNICEF ha dado a conocer su grave preocupación por la situación de los civiles atrapados en el conflicto y hace esfuerzos por hacer llegar lo más rápidamente posible suministros de emergencia a decenas de miles de niños y niñas afectados por las hostilidades.

Sin embargo, mientras persistan los bombardeos del Líbano por parte de Israel y los ataques con cohetes de Hezbollah contra Israel, la distribución de ayuda humanitaria a los necesitados constituye un reto monumental.

“En primer lugar, debemos disponer de un corredor humanitario protegido para hacer llegar los suministros a aquellos damnificados a quienes tengamos acceso",  explicó Roberto Laurenti, Representante de UNICEF en el Líbano, refiriéndose a los miles de civiles que han abandonado sus hogares.

El otro reto humanitario, agregó, consiste en brindar socorro de emergencia a " los pobladores que han quedado atrapados en los puntos del país en que se encontraban debido a que éstos fueron declarados zonas de conflicto bélico”.

Desde el miércoles pasado, cuando se desató el conflicto, el Líbano ha estado cada vez más aislado, ya que se encuentra bloqueado por aire, mar y tierra. Dentro del territorio libanés, la actividad militar ha aislado a partes del sur del Líbano del resto del país.

Imagen del UNICEF
© Reuters/Magen
Yasmin de un año duerme en un colchón en un aula de clases en Beirut. Su padre fue herido y su familia desplazada cuando su casa, localizada cerca de una estación de Hezbollah en el distrito Dahiya del sur de la ciudad, fue bombardeada en un ataque aéreo.

“La crisis tiene rostro de niño”

UNICEF, la Organización Mundial de la Salud y sus numerosos aliados llevan a cabo labores destinadas a salvar vidas, proteger a la población civil y suministrar a los niños y niñas afectados por el conflicto, así como a sus familias, socorro básico diverso, como:

  • Instalaciones y equipos de suministro de agua potable y saneamiento ambiental.
  • Botiquines de emergencia con medicamentos esenciales.
  • Vigilancia y asistencia a los niños y niñas que sufren traumas psicológicos.
  • Conjuntos de materiales y elementos de recreación para las escuelas.

UNICEF también lleva a cabo actividades destinadas a prevenir la separación de los niños y niñas de sus familias, y a reunir a unos con otras en los casos en que hayan quedado separados.

Según explicó Afshan Khan, Directora Adjunta de Operaciones de Emergencia de UNICEF, miles de niños y niñas sufren los efectos de la violencia.

“Esta crisis tiene, sin duda, rostro de niño", dijo la funcionaria. "Sabemos que hasta hay problemas para que los niños y las niñas heridos en el conflicto lleguen a un hospital a tiempo para evitar una amputación o la muerte. Se trata de una crisis que ha provocado heridas muy profundas a muchos niños y niñas”.

Tim Ledwith colaboró en la elaboración de este artículo.


 

 

Vídeo (en inglés)


18 de julio 2006: Afshan Khan, Directora Adjunta de Operaciones de Emergencia de UNICEF, explica la preocupación del organismo internacional ante la intensificación del conflicto en Oriente Medio.

 VÍDEO  alta | baja

Audio (en inglés)

18 de julio de 2006: Roberto Laurenti, Representante de UNICEF en el Líbano, se refiere a la situación en ese país. Informa Sabine Dolan, corresponsal de UNICEF.

AUDIO escuchar

Búsqueda