Tailandia

Los niños afectados por las peores inundaciones que ha sufrido Tailandia hablan sobre sus experiencias

Por Nattha Keenapan

BANGKOK, Tailandia, 19 de noviembre de 2012. A sus 11 años, Natthasit Muangsawang ya está familiarizado con las inundaciones; de hecho, su hogar se inunda casi todos los años durante la estación lluviosa.

Sin embargo, luego de que las inundaciones a gran escala de 2011 se llevaran sus libros, su escritorio, sus juguetes y muchas otras de sus pertenencias, tuvo la oportunidad de contar, por primera vez, cómo vivió esa experiencia.

© UNICEF VIDEO
VÍDEO (en inglés): Escuche lo que dicen varios niños de Tailandia sobre las consecuencias que tuvieron en sus vidas las catastróficas inundaciones.  Véalo en RealPlayer

 

“Me sentía aburrido [durante las inundaciones], pues no podía salir de mi casa”, dijo. La casa de Natthasit, situada en la provincia central de Lopburi, quedó cubierta por más de dos metros de agua durante varias semanas. “Yo quería decir a los adultos que no nos presionaran demasiado. Ya estábamos estresados a causa de las inundaciones”.

Conocer las experiencias de los niños

Las lluvias monzónicas provocan inundaciones en Tailandia todos los años. Se calcula que más de 680 personas perdieron la vida durante las terribles inundaciones de 2011 y que 13,57 millones de personas resultaron afectadas. Los informes indican que la mayoría de las muertes, especialmente de niños, se debieron al ahogamiento. Un alto número de defunciones se han atribuido a la electrocución.

A comienzos de este año, Natthasit participó en un proyecto de investigación cuyo propósito era conocer las actitudes y opiniones de los niños, las niñas y los jóvenes sobre la respuesta ante los desastres y la preparación para estos casos. El proyecto recogió los puntos de vista de aproximadamente 500 niños afectados por las inundaciones de 2011 en Ayutthaya, Bangkok y Lopburi.

Imagen del UNICEF
© UNICEF VIDEO
Las inundaciones de 2011 tuvieron efectos desastrosos en Tailandia. Un proyecto de investigación que contó con el apoyo de UNICEF recurrió al dibujo y la pintura, la narración de cuentos, los debates en grupo y las entrevistas en profundidad para registrar las experiencias de niños y niñas de 8 a 18 años durante las inundaciones.

La investigación, que llevó a cabo la Fundación Raks Thai con apoyo de UNICEF, entre marzo y julio de 2012, utilizó el dibujo y la pintura, la narración de cuentos, los debates en grupo y las entrevistas en profundidad para conocer las experiencias de niños y niñas de 8 a 18 años de edad durante las inundaciones.

Los niños plantean problemas importantes

La investigación también abarcó las evaluaciones de los niños sobre la respuesta de emergencia ante la tragedia, así como sus ideas sobre la manera de mejorar la preparación para futuras inundaciones y otra clase de emergencias.

Casi todos los niños participantes dijeron que se habían aburrido durante las inundaciones y que las autoridades deberían organizar actividades para ellos. Muchos dijeron que habían jugado en el agua, aun cuando no sabían nadar. Otro problema en el que insistieron fue los deficientes servicios de higiene y saneamiento. Muchos manifestaron que se vieron obligados a orinar en el agua y a defecar en bolsas, pues no se disponía de retretes.

“Yo quería un retrete móvil, ya que puede flotar y llegar a otras casas”, dijo Arunee Wannapanich, una joven de 18 años que cursa 12º grado en Ayutthaya, una de las provincias más afectadas.

Tannatporn Panyam, de 17 años y compañera de escuela de Arunee, vivió en un centro de evacuación en la provincia de Ayutthaya durante las inundaciones. A pesar de que el centro contaba con letrinas, Tannatporn informó que le habría gustado disponer de instalaciones separadas para los hombres y las mujeres.

“No me atrevía a tomar una ducha, pues hombres jóvenes entraban permanentemente a esas instalaciones y me miraban”, dijo. “Tenía que esperar hasta la noche para bañarme, cuando ya no había hombres allí”.

Imagen del UNICEF
© UNICEF VIDEO
La invsestigación también cubrió las ideas de los niños acerca de la manera de mejorar la preparación para futuras emergencias. El jefe de Política social de UNICEF en Tailandia, Andrew Claypole, espera que los planteamientos de los niños puedan influir en las políticas nacionales tanto durante las emergencias como durante la planificación de la preparación para situaciones de emergencia

Lo que dicen los niños y las niñas

“Quiero que los adultos presten atención a las opiniones de los niños”, dijo Natthasit.

Según Andrew Claypole, jefe de Política social de UNICEF en Tailandia, “los niños son vulnerables y a menudo se les impide intervenir en la toma de decisiones, sobre todo en épocas de emergencia y durante la respuesta a los desastres naturales”.

El objetivo del proyecto no es únicamente ayudar a los niños y niñas a hablar sobre sus experiencias, sino también llevar al primer plano sus puntos de vista. “Esta investigación busca promover la participación de los niños y lograr que sus opiniones sean escuchadas y sus necesidades tenidas en cuenta”, dice Andrew Claypole.

Claypole espera que los planteamientos de los niños puedan influir en las políticas nacionales tanto durante las emergencias como durante la planificación de la preparación para situaciones de emergencia.

Las conclusiones de la investigación se dieron a conocer a principios de noviembre, durante un seminario nacional en Bangkok, al que asistieron representantes del gobierno central y gobiernos locales, el sector privado, organizaciones no gubernamentales y las Naciones Unidas, así como también académicos, medios de comunicación y más de 80 niños y niñas, incluidos algunos de los que participaron en el proyecto.


 

 

Búsqueda