Jamaica

La equidad de género en la escuela reduce la ira de los varones

Imagen del UNICEF
© UNICEF Jamaica/2005/Stark-Merklein
A la Oxford Remedial School, una escuela de recuperación para varones que funciona en Kingston, sólo asiste una niña. Los docentes de esta escuela se empeñan en tratar a todos los alumnos con afecto y respeto.

Mientras continúa el debate sobre la relación entre el desempeño deficiente de los hombres y la violencia en la región del Caribe, en Jamaica las escuelas de recuperación y los padres atacan las causas fundamentales del comportamiento de los niños.

KINGSTON, Jamaica/NUEVA YORK, ESTADOS UNIDOS, de noviembre de 2005 – Para los niños y niñas que asisten a la escuela Children First en Spanish Town, St. Catherine, la vida escolar es muy diferente a la de los niños de otros establecimientos de enseñanza. En Children First, los estudiantes tienen voz y voto en materia de normas y sanciones, evalúan el desempeño de los docentes y el director escolar y hacen recomendaciones con respecto a la conducta del personal de enseñanza.

Al Children First asisten niños que nunca fueron a la escuela o que abandonaron sus estudios y que sufren las consecuencias de la marginación, la baja autoestima y la violencia en las comunidades de las que provienen.

 “El componente principal de la potenciación de los niños, el aumento de la confianza en ellos mismos, es su participación", explica Vandrea Thompson, Directora Adjunta de la organización de acción comunitaria sin fines de lucro. Y agrega: "Deben convencerse de que cada uno de ellos es importante, de que es especial y puede cumplir sus sueños, y de que así lo hará".

Casi dos terceras partes de los 975 niños y niñas que participan en el programa que recibe apoyo de UNICEF son varones. Según la Sra. Thompson, la mayoría de los jóvenes ha crecido sin la figura del padre debido a que tantos hombres "están presos, o muertos como consecuencia de la violencia, o no se interesan".

Desde hace tiempo, los expertos han determinado la existencia de un vínculo entre el desempeño deficiente de los hombres y el sometimiento a la violencia en la niñez, lo que a su vez se relaciona con la agresividad en la edad adulta. En Jamaica aún se emplea el castigo corporal y, en general, los niños que no aprenden en la escuela sufren las consecuencias en el hogar.

Imagen del UNICEF
© UNICEF Jamaica/2005/Stark-Merklein
Un grupo de niños de diversos grados que comparten una lección de música en la Oxford Remedial School disfrutan de un breve recreo.

Las normas que gobiernan desde principios de 2005 las escuelas primarias de Jamaica imponen multas de 250.000 dólares a los establecimientos donde se apliquen castigos corporales. Sin embargo, para muchos estudiantes la escuela continúa siendo un sitio de humillación y castigo.

Damian*, un niño de 18 años, dejó de estudiar porque no tenía buen desempeño académico y porque no se llevaba bien con sus maestros y maestras. El quería que escucharan lo que les quería decir y que le explicaran lo que no entendía, pero lo único que hacían era gritarle. Dejó de ir a la escuela cuando vio que un maestro azotaba a un niño con un cinto y que éste respondía agrediendo al docente con una silla.

Damian, que ahora asiste a la escuela Children First, ha descubierto allí su vocación por la arquitectura. Sin embargo, el joven es realista. "Una de las cosas que más temo es la rabia", dice. "Tengo miedo de no poder controlar mi enojo".

El retraso de los varones

A diferencia de lo que sucede en la mayor parte de los países en desarrollo, donde las niñas están retrasadas en materia de educación escolar, en el Caribe la preocupación radica en el bajo rendimiento académico de los varones.

Según la UNESCO, aunque en Jamaica el 95% de las niñas y el 95% de los niños asisten a la escuela primaria, sólo el 88% llega hasta el quinto grado, mientras que el 93% de las niñas logra esa meta escolar. Solamente el 10% de los varones va a la universidad, lo que constituye una proporción notablemente menor que la de las mujeres, que es del 25%. La tasa de alfabetización de adultos es el 84% para los hombres y el 91% para las mujeres.

“Los niños que van a la escuela y se esfuerzan, sobresalen y tienen un desempeño tan bueno como el de las niñas", afirmó el Dr. Barry Chevannes, profesor de antropología social en la Universidad de las Indias Occidentales en una entrevista reciente que formará parte del informe Gender Achievements and Prospects in Education de UNICEF. “De manera que el problema es la deficiencia en materia de participación de los varones".

Imagen del UNICEF
© UNICEF Jamaica/2005/Stark-Merklein
Un grupo de alumnos fuera del aula en la escuela Children First, en Spanish Town, St. Catherine, Jamaica.

Pautas de socialización de los géneros

Según él Dr. Chevannes, el proceso de socialización en el hogar y la comunidad enseña a las niñas obediencia, cooperación y otras aptitudes que les ayudan a adaptarse a las rutinas escolares. A los niños, por otra parte, se les permite y alienta a que se valgan por sí mismos y que sean activos, y por lo tanto no se adaptan tan bien a la estricta disciplina escolar.

Los docentes de Oxford Remedial School, un establecimiento de recuperación escolar que funciona en Kingston y que depende de la National Initiative for Street Children tratan de ejercer influencia sobre el comportamiento de los padres. Les piden a los que tienen hijos de 8 a 18 años de edad en la escuela (que son varones en su abrumadora mayoría) que no les peguen y que les demuestren más afecto.

"Los niños desean vehementemente que los abracemos", explica Una Williams, a cargo de la coordinación del proyecto. "Dicen que en sus casas sólo reciben gritos”.

La violencia en la comunidad

Más difícil aún resulta proteger a la niñez de la violencia en la comunidad. Todos los lunes por la mañana, la Sra. Williams se reúne con sus estudiantes y los deja hablar sobre los tiroteos ocurridos en sus comunidades durante el fin de semana previo, de manera que puedan manifestar sus temores. Según la Sra. Williams, uno de sus alumnos vive en una zona donde los pobladores pasan muchas noches escondidos debajo de la cama por temor a las balas perdidas.

Cómo interrumpir el ciclo de violencia

Investigaciones realizadas por la Universidad de las Indias Occidentales han demostrado que una vez que se aumenta la autoestima de los docentes, los padres y los estudiantes, se disipa la ira, se mejora el desempeño académico y se reduce el nivel de violencia.

Diversas medidas gubernamentales, como la Ley sobre la atención y protección de la niñez de 2004, cuyo cumplimiento vigila la Agencia de Desarrollo Infantil, imponen la obligación de denunciar todo caso de abuso infantil, mientras que la Comisión sobre la primera infancia, que se estableció recientemente, reglamenta los servicios a los niños de corta edad y establece normas estrictas sobre el tratamiento de los menores.

Lo que resulta aún más importante es que los hombres han comenzado a organizarse para dar respuesta a la imagen estereotipada de los varones como padres irresponsables. Diversos grupos de padres llevan a cabo seminarios para sensibilizar a sus pares y publicitar la paternidad de manera positiva. Una de las primeras agrupaciones de padres fue fundada en 1991 por el propio Dr. Chevannes.

La participación estudiantil y los métodos de enseñanza como los que se practican en la escuela Children First y en el Oxford Remedial School señalan el camino a seguir.

No olvidarse de las niñas

Según la Sra. Williams, la estimulación temprana, la nutrición y la educación de las niñas obtienen los efectos más profundos. "Hay que educar a las niñas antes de que sean madres ", dice, "para que comprendan lo que necesitan los niños".

El informe sobre el proyecto Gender Achievements and Prospects in Education (GAP) evalúa el progreso logrado con respecto a la educación primaria universal y al Objetivo de Desarrollo del Milenio de 2005 referido a la paridad de género en la educación. El informe será dado a conocer el 26 de noviembre de 2005 en la Reunión de alto nivel sobre la Educación para Todos, que se llevará a cabo en Beijing. Para obtener más información, consultar www.ungei.org/gap.


 

 

UNGEI

Sitio de La Iniciativa de las Naciones Unidas para la Educación de las Niñas
UNGEI banner
Búsqueda