Educación básica e igualdad entre los géneros

El Primer Ministro de Lesotho presenta una campaña para una educación gratuita y obligatoria, que cuenta con el respaldo de UNICEF

Imagen del UNICEF
© UNICEF Lesotho/2011/Teleshaliyev
El Primer Ministro de Lesotho, Pakalitha Mosisili, (centro) y el Representante de UNICEF en Lesotho, Ahmed Magan, rodeados de los niños que no están matriculados en la escuela de la ciudad de Maseru.

Por Tsitsi Singizi

MASERU, Lesotho, 16 de junio de 2011. El Primer Ministro de Lesotho, Pakalitha Mosisili, y el Representante de UNICEF en dicho país, Ahmed Magan, han respaldado una reciente campaña a escala nacional para fomentar la matriculación escolar en esta nación africana. 

El reto de la permanencia en clase

Para demostrar su compromiso, Mosisili y Magan pasaron una fría mañana dedicada a visitar el hogar de Buang Mokhobo, situado en Mabote a las afueras de Maseru, la capital del Reino de la Montaña, para escuchar en primera persona los retos que la joven afronta para que los seis huérfanos vulnerables a su cargo no abandonen la educación.

“Mantener a estos niños en la escuela es una lucha constante", dijo Mokhobo. "Apenas nos las arreglamos para llevar comida a la mesa y no puedo permitirme la compra de uniformes escolares y otras cosa necesarias para la escuela".

Se estima que el 18% de la infancia en Lesotho no asiste actualmente a la escuela. Cerca del 29% de estos niños no está matriculado debido a los gastos asociados a la educación, mientras que el 26% citado tiene como obstáculo la falta de transporte a las escuelas.

Las familias todavía hacen frente a gastos educativos adicionales como tasas escolares, uniformes y material escolar, a pesar de las iniciativas de educación –la pionera ley de educación de 2010 hizo que la educación primaria en Lesotho sea gratuita y obligatoria para los niños y niñas con edad comprendida entre los 6 y los 13 años– y un progreso notable que ha visto un aumento de la matriculación en la escuela primaria a un 80%.

La tasa oficial de absentismo ronda el 6% y el índice neto de finalización de la enseñanza primaria es del 62,8%. Lesotho también lidia con niveles inferioes de niños matriculados en la escuela porque se quedan en casa para arrear el ganado y emigrar posteriormente para trabajar en las minas de Sudáfrica.

El compromiso gubernamental

Imagen del UNICEF
© UNICEF Lesotho/2011/Teleshaliyev
Los facilitadores de la comunidad usan las obras de teatro para animar a la comunidad de Mabote en Lesotho a matricular a sus niños en la escuela durante la presentación de la campaña de educación gratuita y obligatoria de Lesotho.

“Pretendemos lograr el Objetivo de Desarrollo del Milenio sobre educación primaria universal y esta campaña es un paso de gigante hacia el logro de este objetivo", indicó Mosisili.

Los 200 facilitadores del diálogo comunitario procedentes de diez distritos de Lesotho dirigen la campaña nacional. Cuentan con el apoyo del Ministerio de Educación y Vocación profesional en colaboración con UNICEF.

Para impulsar la matriculación neta en primaria y reducir las tasas de absentismo y repetición escolar, los facilitadores movilizarán a las comunidades en la realización de visitas domiciliarias para identificar los niños que quedan desatendidos y alentar un ambiente acogedor con la infancia en las escuelas.

Lesotho posee una de las asignaciones presupuestarias más altas para educación, con un compromiso de más de una cuarta parte de sus recursos nacionales (26,9%) destinados al sector educativo durante los últimos años.

“Un número significativo de los niños y niñas de Lesotho todavía no van a la escuela, ya sea por tratarse de niños pastores o niñas obligadas al cuidado de familiares enfermos o de hermanos", afirmó el Dr. Magan. "Las comunidades son conscientes de estos niños y su apoyo y función supervisora para devolver estos niños al aula es crucial".

Las comunidades toman la iniciativa

Los facilitadores del diálogo en la comunidad emplearán una variedad de estrategias para llegar hasta sus circunscripciones. Se han preparado y distribuido juegos compuestos de cuatro panfletos y dos folletos de UNICEF dirigidos a progenitores, niños, maestros y dirigentes comunitarios. Además, las emisoras de radio locales transmitirán los mensajes sobre la obligatoriedad de la educación dentro del marco de la campaña.

UNICEF ha conferido prioridad a la asistencia educativa en Lesotho y actualmente brinda apoyo al elaboración de una política integrada de desarrollo y atención de la primera infancia.

“La educación sigue siendo la medida de protección social más realista para la infancia de Lesotho que a menudo se vuelve vulnerable debido a la pobreza en aumento, la inseguridad alimentaria y una epidemia de VIH/SIDA galopante", expuso el Dr. Magan.

UNICEF también presta asistencia a miles de niños huérfanos y vulnerables a través de becas para preescolar. Hasta ahora 5.000 han recibido uniformes escolares para regresar a la escuela primaria.


 

 

Escuelas para Africa (en inglés)

Búsqueda