Educación básica e igualdad entre los géneros

La educación en situaciones de emergencia y después de una crisis

© UNICEF/KP03-005/Kent Page
LIBERIA: Niños y niñas aprenden matemáticas empleando el material de una escuela en una caja. Este conjunto de material es una solución educacional prefabricada contenida en una caja de aluminio que puede emplearse como pizarra.

En 2004 una serie de fuertes tsunamis devastaron el Océano Índico, golpeando las costas de 11 países y dejando tras de sí una estela de destrucción. Murieron cerca de 250.000 personas, de las cuales más de una tercera parte eran niños y niñas, y el  número de desplazados fue de 1,7 millones. La magnitud de la destrucción era casi inconcebible.

UNICEF pasó a la acción de forma inmediata, colaborando con aliados gubernamentales y otros para proveer suministros de emergencia y atención médica. Además, aportamos suministros para la rehabilitación psicológica y emocional de los niños y niñas de la región. Se emplearon conjuntos de juegos recreativos y escuelas en una caja para restablecer la normalidad y la calma en medio del caos.

Tras la crisis inicial, los esfuerzos de UNICEF se centraron en planificar y apoyar la reconstrucción a largo plazo. La construcción de escuelas mejores y más resistentes se convirtió en una de las tareas primordiales.

Nuestra primera prioridad en cualquier situación de crisis –ya se trate de un desastre natural como el tsunami o de un conflicto bélico como en el caso Darfur– es cubrir las necesidades básicas de aquellos que sufren. Creemos también en una reconstrucción de calidad, que permite convertir la destrucción y el trauma en catalizadores de un futuro mejor.

En UNICEF no nos contentamos simplemente con reconstruir: queremos renovar, fortalecer y revitalizar. Y sabemos que un modo fundamental de hacerlo es mediante la educación. 

La educación no sólo es un fin en sí misma; es parte de una solución sistemática. Proveer educación constituye el paso inicial para lograr resituar a los países en la senda del desarrollo, un paso que puede contribuir a la restauración incluso de las sociedades más perjudicadas. Las instituciones educativas son depositarias de los conocimientos, valores y tradiciones de una sociedad, que sirven para mantener unidas a las personas mientras trabajan por mejorar el futuro de su país. 

Con la mejora y la reconstrucción, las escuelas pueden convertirse en el punto de partida de servicios de atención y apoyo, entre ellos los relacionados con el agua y el saneamiento, la nutrición, la salud y la protección y el esparcimiento. Además ofrecen a las sociedades la oportunidad de redescubrirse a sí mismas y de abordar los factores que inicialmente hubieran podido contribuir al desastre: desde la construcción deficiente y la falta de preparación en un seísmo a las fuerzas destructivas de la desigualdad y la discriminación, capaces de precipitar un conflicto.

UNICEF cuenta con un largo historial de intervenciones rápidas y eficaces en situaciones de emergencia, en particular en lo que se refiere a la rehabilitación de espacios para el aprendizaje. Nuestro enfoque de la educación se fundamenta en los derechos de los niños y las niñas, que son los más gravemente amenazados durante las situaciones de crisis y después de éstas.

La experiencia demuestra que un país afectado por un conflicto puede tardar hasta dos décadas en pasar de la fase inicial de ayuda humanitaria a la de reconstrucción y desarrollo. Si la educación no es una prioridad desde el principio, las probabilidades de una recuperación temprana y sostenible se ven drásticamente reducidas. 

En el periodo de transición después de una crisis, es una necesidad crítica reforzar la capacidad de un país para crear sistemas educativos nuevos y mejores. Una vez tras otra, esta inversión arroja importantes dividendos ayudando a que los supervivientes de hoy se conviertan en dirigentes del mañana fuertes y capaces.


 

 

 

La educación en situaciones de emergencia


UNICEF informa sobre la necesidad de la educación en medio de las situaciones de emergencia. En tales circunstancias, la escuela es nada más y nada menos que un salvavidas.

 VÍDEO (en inglés) alta | baja

Países en crisis

Transición después de una crisis

Estados frágiles

Evaluación rápida de los espacios de aprendizaje

Reducción del desastre

Alianzas

La educación en situaciones de emergencia

Búsqueda