Educación básica e igualdad entre los géneros

“Mírame”, un libro que ilustra los desafíos que confrontan las niñas indígenas de Guatemala

Imagen del UNICEF
© UNICEF Guatemala/2007/Chevigny
Dora Alonzo, una integrante del Parlamento Guatemalteco de la Niñez de 15 años de edad, habla durante la ceremonia de presentación de “Mírame”, un proyecto editorial conjunto de UNICEF y la Defensoría de la Mujer Indígena.

Por Blue Chevigny

CIUDAD DE GUATEMALA, Guatemala, 22 de agosto de 2007 – “Somos niñas. Nos gusta jugar, nos gusta reír, nos gusta cantar, nos gusta disfrutar de la vida”, dijo Dora Alonzo, de 15 años de edad. La niña, que lucía un bello vestido tejido a mano de color amarillo, rosado y azul, se dirigía a un nutrido grupo de espectadores –muchos de ellos niñas como ella– que se habían dado cita la semana pasada en el Museo de los Niños, de esta ciudad capital.

La reunión del 14 de agosto se debió a la presentación de “Mírame: Situación de la Niña Indígena en Guatemala”, un libro que contiene fotografías y abundante y variada información acerca de la realidad de las niñas indígenas en este país centroamericano.

Dora pertenece a la vasta comunidad maya, que junto con los sectores minoritarios xinca y garifuna constituye más del 40% de la población de Guatemala. La niña también integra el Parlamento Guatemalteco de la Niñez en representación del Departamento de Quiché.

 “Nuestra cultura y nuestra idioma forman parte de un sistema de conocimientos, saberes, tecnologías y valores que se han construido y trasladado de una generación a otra”, dijo Dora durante la presentación.

Imagen del UNICEF
© UNICEF Guatemala/2007/Chews
Manuel Manrique, Representante de UNICEF en Guatemala, presenta “Mírame”, una nueva publicación sobre la vida de las niñas indígenas.

Discriminación por partida triple 

“Mírame” es fruto del esfuerzo conjunto de la Oficina de UNICEF en Guatemala y la Defensoría de la Mujer Indígena (DEMI), una organización no gubernamental que defiende los derechos de las mujeres y niñas indígenas.

“Los indígenas en general son discriminados, los niños indígenas doblemente discriminados y la niña indígena triplemente discriminada”, manifestó Manuel Manrique, Representante de UNICEF en Guatemala, en una entrevista con Radio UNICEF posterior a su discurso durante la presentación del libro.

“Si uno revisa el ciclo de vida”, continuó diciendo el Sr. Manrique, “no hay episodio desde el nacimiento hasta las 18 años de edad donde la situación de la niña indígena no esté peor que los demás. Las mujeres indígenas son las que más contribuyen a la mortalidad materna en este país. Y las niñas y adolescentes indígenas las que tienen menos cobertura educativa”.

Sin duda, los indicadores de la población indígena de Guatemala en materia de educación, salud, nutrición y protección son peores que los de la población en general. Y en el caso de las niñas indígenas, la disparidad es aún más pronunciada.

En un país que tiene una de las tasas de pobreza más elevadas de la región –y donde una encuesta patrocinada de manera conjunta por UNICEF y el periódico Prensa Libre indicó que una amplia mayoría sostiene que existe discriminación generalizada– resulta imposible referirse a los problemas sociales sin tener en cuenta la vida de los indígenas.

Imagen del UNICEF
© UNICEF Guatemala/2007/Arteaga
Niñas indígenas como las presentes en el forum para la juventud en Panajachel, Guatemala, no tienen acceso a educación, servicios de salud, nutrición ni a un avance económico.

Diversidad y respeto

Durante la presentación del libro, Teresa Zapeta, abogada de la DEMI y co-autora de “Mírame”, habló en español y en su lengua materna, Kak’chiquel, y dijo que esperaba poder difundir su mensaje por el mundo.

 “Nosotros quisiéramos que las acciones que vamos haciendo como país y especialmente como mujeres indígenas”, afirmó la abogada de DEMI, “puedan ser un aporte para el resto del mundo. Debemos reconocer que como humanidad somos diversos, y que dentro de la diversidad cada quien tiene sus derechos. Y hay que defenderlos y hacer que se respeten, y vivirlos desde la niñez como sujetos de los derechos”.

El Vicepresidente de Guatemala, Eduardo Stein Barillas, también hizo uso de la palabra durante la presentación de “Mírame”. El Sr. Stein Barillas destacó el compromiso del gobierno en materia de educación, salud y progreso de las niñas. UNICEF se propone aprovechar la inminencia de las elecciones, que se llevarán a cabo a principios de septiembre, para llamar la atención de todos los candidatos sobre la necesidad de mejorar la vida de los niños y niñas, y en especial la de las niñas indígenas.

“Para que las cosas mejoren”

Tras la presentación del libro, Dora no podía contener su entusiasmo. Pero a pesar de su excitación, la niña reiteró su preocupación por los problemas que aquejan generalmente a las niñas indígenas en su país.

“Todos debemos ser tomados en cuenta”, comentó. “Si nos damos cuenta, muchas veces las personas ladinas nos discriminan sólo por el simple hecho de tener puesto nuestro traje, que es algo muy lindo y muy precioso que hemos tenido por siglos”.

“Como personas, como habitantes de un país, queremos ser incidentes, para que nuestro país se desarrolle”, agregó Dora. “Si todos están unidos tendremos la fuerza necesaria para hacer que las cosas mejoren”.


 

 

Audio

Lucia Rovi, corresponsal de Radio UNICEF, informa sobre el compromiso del organismo internacional con el mejoramiento de la educación, la alimentación y la salud de las niñas indígenas de Guatemala.
AUDIO escuchar

Radio UNICEF

UNGEI

Sitio de La Iniciativa de las Naciones Unidas para la Educación de las Niñas
UNGEI banner
Búsqueda