Madagascar

La distribución de alimento terapéutico combate la desnutrición en las zonas remotas del sur de Madagascar

Imagen del UNICEF
© UNICEF Madagascar/2011/Corbett
En el sur de Madagascar, la trabajadora de salud de la comunidad Françoise Soamaniry mide la circunferencia superior del brazo de Fairson (1 año), un indicador del estado nutricional infantil.

Por Christine Corbett

ITAMPOLO, Madagascar, 14 de octubre de 2011. Son las 7:30 en la aldea de Itampolo, situada en la costa oeste de una zona remota del sur de Madagascar. Frente al centro de salud, Tilda Rainivomalala (35 años) se encuentra entre un grupo de mujeres y niños que esperan a la sombra de un árbol de mango. Tiene 10 hijos y hoy ha traído a Mahatratsey a Momoni, de 1y 4 años respectivamente, al centro de salud donde les van a examinar para ver si padecen desnutrición.

“El trabajador de salud en la aldea nos habló de esta consulta”, comenta Rainivomalala. “Vine porque quiero saber más sobre la salud de mis hijos”. La desnutrición es un desafío permanente para Madagascar. El país ocupa el sexto lugar a escala mundial entre los países con las peores tasas de desnutrición, y un 50% de los niños menores de cinco años de edad sufren retraso en el crecimiento.

En el semiárido sur, donde no se puede contar mucho con las lluvias o donde las inundaciones dañan a menudo cosechas, la situación está marcada por episodios repetidos de desnutrición aguda, especialmente durante la temporada anual de carestía, cuando los suministros de alimentos son limitados.

Prevención de la desnutrición

En el centro de salud de Itampolo se espera examinar a cerca de 600 niños como parte de una campaña de distribución de Plumpy’doz, que recibe apoyo de UNICEF y se dirige a 20.000 de los niños más vulnerables del sur de Madagascar.

Los niños que muestren signos de desnutrición recibirán un tratamiento adicional. Los niños de entre 6 a 36 meses que aún no muestren síntomas de desnutrición serán inscritos en un programa en el que recibirán el suministro de dos meses de Plumpy’doz, un alimento complementario rico en vitaminas y minerales diseñado para ayudar a prevenir la desnutrición en los niños.

“Antes de que un niño empiece a mostrar síntomas de desnutrición ya hay una falta considerable de vitaminas y minerales en su régimen alimentario”, explica Léonide Rasoahenikaja, doctor especialista en nutrición de UNICEF. “Plumpy’doz proporciona estas vitaminas y minerales, por lo que puede evitar que el niño padezca desnutrición. Utilizado como complemento de otros alimentos, Plumpy’doz completa la ingesta nutricional de los niños y les ayuda a crecer y desarrollar inmunidad contra las enfermedades”.

Atención a los más vulnerables

Imagen del UNICEF
© UNICEF Madagascar/2011/Corbett
Plumpy’doz es un suplemento alimenticio rico en vitaminas y minerales, diseñado para ayuda a prevenir la desnutrición grave aguda en los niños.

Para Voatiana Vaha, una mujer de 32 años, la oportunidad de proporcionar a sus seis hijos este tipo de cuidado es esencial. “El mayor problema que afrentamos aquí es encontrar el dinero suficiente. No tengo tierra para cultivar, así que tengo que encontrar dinero de otras maneras”, explica Vaha.

“Compro pescado a los pescadores de aquí y lo vendo a otros compradores”, añade. “Cuando el mar está en calma puedo ganar algo de dinero, pero cuando está agitado los pescadores no salen, no tengo nada para vender y no puedo comprar suficiente comida para mi familia”.

En el sur de Madagascar, llegar a las comunidades aisladas por la distancia y la falta de carreteras es un reto. No obstante, UNICEF se dirige a los niños más vulnerables en estas zonas difíciles de alcanzar para abordar las altas tasas de desnutrición del país..

Al abordar la inseguridad alimentaria, mejorar el agua y saneamiento, además de dar apoyo a los servicios de salud, UNICEF trabaja para evitar un empeoramiento de la situación nutricional. La campaña de distribución Plumpy’doz forma parte de esta estrategia más amplia para reducir los índices de desnutrición. 

Se necesita más apoyo

Determinar cuáles son los niños con desnutrición temprana es una parte fundamental de este trabajo. En abril, UNICEF colaboró con sus aliados en una campaña para examinar a alrededor de 260.000 niños en el sur de Madagascar, en un esfuerzo para asegurar la detección temprana y el tratamiento adecuado de la desnutrición aguda grave.

Sin embargo, la inestabilidad política y el declive económico en Madagascar ha llevado a los centros especializados en nutrición a reducir cada vez más el personal calificado y los alimentos terapéuticos y leche para tratar la desnutrición. Esto convierte el trabajo de UNICEF en algo fundamental.

“UNICEF pide más apoyo a la comunidad internacional”, dice Bruno Maes, Representante de UNICEF en Madagascar, “para asegurar que este programa esencial para la supervivencia y el desarrollo infantiles pueda continuar en un contexto donde la crisis sociopolítica está influyendo profundamente en el funcionamiento del sistema de salud”.


 

 

Búsqueda