Historias de vida

Emergencia en Tabasco y Chiapas

Historias de vida

 

Historias de vida

Educación Indígena

La historia de Selena
Por Amaia López


© UNICEF Mexico/ALópez

Nuevo Yibeljoj, Chiapas, México – Desde muy temprano en la mañana, Selena, de diez años, y sus dos hermanas pequeñas comienzan a hacerse cargo de las tareas de la casa. Junto con algunas amigas del vecindario se dirigen después a la escuela, y en la tarde ayudan a cultivar maíz en el pequeño terreno que su familia tiene en su comunidad Tzotzil de Chiapas. (siga leyendo)

Escuelas Amigas

Un camino para Loop-Xul
Por Diana Goldberg


© UNICEF Mexico/MRamos
Daniel, padre de Lidia fue instructor en una escuela de CONAFE. Ahora, sus dos hijas y su hijo van a la “escuela amiga” en Loop-Xul.

Loop-Xul, Yucatán, México.-Con un gran convencimiento y esperanza reflejados en su mirada, Lidia, una menuda niña de diez años dice: “Yo quiero ser maestra cuando sea grande”, y orgullosa agrega, “como mi papá" (siga leyendo)

Educación comunitaria en Yucatán
Por Diana Goldberg


© UNICEF México/MRamos/2006
Rosa Elena es una de las instructoras de la “escuela amiga”.

Yodzonot-Hu, Yucatán, México.-Rosa Elena, una joven de 18 años que habla maya y castellano, es la instructora de la Escuela Amiga de Yodzonot-Hu, municipio de Yaxcaba. Ésta es una de las 25 escuelas certificadas por UNICEF como “escuela amiga” en el estado, después de que la Comisión Nacional de Fomento Educativo (CONAFE) adoptara este programa impulsado por UNICEF, con el objetivo de ofrecer una educación de calidad a los niños de las comunidades con menos de 29 niños.(siga leyendo)

Educación y pobreza 
La historia de Chusi
Por Diana Goldberg


© UNICEF Mexico/MRamos
Chusi quiere ser doctora o licenciada en derecho cuando sea grande,“Quiero ayudar a los que menos tienen”, afirma.

Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, México.-Cada mañana, María de Jesús camina de 15 a 20 minutos para llegar a la escuela con su pesada mochila a la espalda, por las escarpadas calles sin pavimentar de las afueras de la ciudad de Tuxtla Gutiérrez. .(siga leyendo)

El Acta de nacimiento
Un requisito indispensable para la escuela

Por Diana Goldberg


© UNICEF México/MRamos/2006
Marcos está feliz. Finalmente tiene su acta de nacimiento.

Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, México.-A los diez años de edad, Marcos Alejandro se integró a la escuela por primera vez, tras obtener su Acta de nacimiento, y actualmente cursa el segundo grado de primaria. A pesar de ser el mayor de su salón de clases, afirma que le gusta ir a la escuela.(siga leyendo)


Hijos e hijas de jornaleros agrícolas migrantes

El largo camino a la escuela de los niños migrantes en México 
Por: Michael Klaus
 
© UNICEF Mexico/MKlaus
Otro día laboral para uno de los cerca de 300,000 "niños jornaleros" que trabajan en los campos agrícolas de Sinaloa

Culiacán, México – Solamente después de un pesado día de trabajo recolectando chiles, es cuando Javier Hernández de 10 años puede entrar a clases. Le gusta aprender y estudiar, pero sólo puede asistir a la escuela , dos a tres horas en la tarde, después de trabajar en el campo agrícola en el norte de México, donde vive junto con su familia por más de la mitad del año.(siga leyendo) 

La historia de Claudio: De los campos agrícolas a las aulas  
Por: Blanca Robleda


© UNICEF México/ACarlomagno
Claudio es uno de los cientos de niños que han dejado de trabajar en los campos de cosecha y se han integrado a la escuela gracias al proyecto gubernamental de becas “Monarca”, que ha sido apoyado por UNICEF.

Las Brisas, Baja California, México.- Son las 7:50 a.m. En la cancha de futbol de tierra del campamento donde vive con sus tres hermanos y su mamá, Claudio, descalzo, juega con sus amigos. Pero está atento, quiere ver al maestro cuando llegue pues las clases ya van a comenzar. (siga leyendo)

Cornelia va a la escuela      
Por: Blanca Robleda
 
 
© UNICEF México/ACarlomagno
Cornelia tiene 12 años y cursa el tercer año de primaria. Desde muy niña, salió con su madre y sus cuatro hermanos de Oaxaca para buscar un mejor ingreso para la familia.

Las Brisas, Baja California, México.  Cornelia sale de la escuela molesta. Su hermanito de siete años se había asomado a la ventana de su salón para decirle que el bebé de un año, el más pequeño de la familia, se había salido del cuarto de lámina en el que viven. “Quédate allá… súbelo a la cama”, le decía, pero no lo convenció. Tuvo que interrumpir sus clases para regresar al bebé al cuarto, cerca de la escuela.(siga leyendo)

Niños y niñas migrantes no acompañados

Félix, un intento por reunirse con sus padres       
Por: Blanca Robleda

 
© UNICEF Mexico/ACarlomagno
Felix después de ser repatriado de Estados Unidos a México espera a que las autoridades del DIF localicen a sus familiares.

Tijuana, Baja California, México.- Una mañana, Félix, de 7 años, despertó en su casa en Guerrero y sus padres se habían ido. “Ahora están en el norte”, dice refiriéndose a Estados Unidos. Él se quedó con su abuela y sus hermanas. Para reunirlo con sus padres fue entregado a una mujer, quien se hizo pasar por su tía y lo llevó en auto a cruzar la frontera por la garita de Tijuana-San Ysidro. No tuvieron éxito, en los documentos de Félix “los nombres eran diferentes al de mi mamá, al de mi papá y al mío”, explica Félix, al ser repatriado a México.(siga leyendo)

Los peligros de los niños que cruzan el desierto para entrar en los Estados Unidos
Por Thomas Nybo

 
© UNICEF TACRO/2007/Caraveo

ALTAR, México, 24 de mayo de 2007 - Para un gran número de latinoamericanos, la ruta de ingreso al territorio de los Estados Unidos atraviesa una pequeña comunidad agrícola distante apenas una hora y media de la frontera entre México y su vecino del norte. En muchas partes de América Latina es sabido que en esa localidad, llamada Altar, se pueden encontrar guías para ingresar ilegalmente a los Estados Unidos cruzando el desierto. (siga leyendo)

Contra la violencia y el maltrato

Contra la violencia: eduquemos por la paz   
Por Amaia López
 

© UNICEF Mexico/ACarlomagno

Ciudad de México -  Rafael, con 9 años recién cumplidos, ha encontrado en su escuela el espacio adecuado para, por fin, poder contar su historia: “Un día mi papá y mi mamá se pelearon muy feo…”. María por su parte, levanta inquieta la mano y explica a la maestra que, desde que mataron a su papá, la situación que vive en su casa no es buena. “Ahorita vivo con mi tía y mis dos primitos porque mi mamá trabaja fuera”. (siga leyendo)

Contra la explotación sexual comercial infantil

Combate a la explotación sexual comercial infantil en Cancún: una lucha colectiva   
Por Diana Goldberg 
 

© UNICEF México/MRamos/2006
Uno de los integrantes del grupo de monitoreo del DIF durante su tour por los bares nocturnos en Cancún.

Cancún, Quintana Roo, México.-“En una ocasión, una niña proveniente de Chiapas tocó a mi puerta en busca de ayuda. Ella había logrado escapar de un bar a donde había llegado engañada, pues la trajeron a Cancún para trabajar como mesera en un restaurante y, sin consultárselo, la llevaron a prostituirse a un bar local. (siga leyendo)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 
unite for children