Centro de prensa

Últimos comunicados de prensa

Actualidad

Convocatorias de prensa

Notas de prensa de otras fuentes

Historias de vida

Recursos audio visuales

Medios aliados

UNICEF en las Redes sociales

Documentos de referencia

 

Mensaje del Secretario General en ocasión del Día Mundial del Medio Ambiente

5 de junio de 2012

Mientras el mundo se prepara para la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Desarrollo Sostenible (Río+20), el Día Mundial del Medio Ambiente ofrece la oportunidad de resaltar la necesidad de un cambio de paradigma hacia un mundo más sostenible. El tema de la celebración de este año, «Economía verde: ¿te incluye a ti?», hace hincapié en que todos hagan su contribución para mantener la huella ecológica de la humanidad dentro de los límites planetarios.

El mundo cuenta ya con 7.000 millones de habitantes y para 2050 puede tener más de 9.000 millones. Esa población ejercerá mayor presión sobre ciudades ya superpobladas, en las que vive más de la mitad de la población del mundo, y sobre los recursos naturales, a medida en que aumente su demanda de alimentos, agua y energía. Ello significa también que habrá más personas en busca de un empleo decente. En todo el planeta, 1.300 millones de personas están desempleadas o subempleadas, y se estima que durante el próximo decenio otras 500 millones se incorporarán al mercado laboral.

La sostenibilidad entraña ofrecer oportunidades para todos logrando un equilibrio entre las dimensiones social, económica y ambiental del desarrollo. Tenemos que refutar el mito de que existe un conflicto entre la salud de la economía y la salud del medio ambiente. Con políticas inteligentes e inversiones apropiadas, los países pueden proteger su medio ambiente, hacer crecer sus economías, crear puestos de trabajo decentes y acelerar el progreso social.

Río+20 nos da la oportunidad de reforzar el compromiso mundial con el desarrollo sostenible. En Río de Janeiro, debemos convenir en que no es adecuado utilizar el producto interno bruto como única medida del crecimiento y la riqueza. Debemos acordar que el mundo necesita fijarse un conjunto de objetivos de desarrollo sostenible sobre la base de los Objetivos de Desarrollo del Milenio. Y debemos hacer progresos en relación con algunos de los componentes básicos de la sostenibilidad, como la energía, el agua, los alimentos, las ciudades, los océanos, el empleo y el empoderamiento de la mujer.

La sostenibilidad está cobrando importancia en el programa de políticas públicas de los países desarrollados y en desarrollo. En las propias Naciones Unidas estamos trabajando por lograr la neutralidad climática y la gestión sostenible de nuestras oficinas y actividades. En Río de Janeiro, nos corresponde movilizar las alianzas que necesitamos para orientar al mundo hacia una trayectoria de crecimiento y desarrollo más sostenible. En este Día Mundial del Medio Ambiente, adelantándome a una conferencia histórica, insto a los gobiernos, a las empresas y a todos los miembros de la sociedad a que tomen decisiones holísticas que permitan alcanzar un futuro sostenible —el futuro que queremos.

 

Fuente: Naciones Unidas

 

 
unite for children